5

El juicio contra los abuelos y padres -a los que se pide un total de 115 años de prisión- de tres menores de los que, según el fiscal, abusaron sexualmente y permitieron que personas ajenas a la familia lo hicieran también a cambio de dinero continuará el próximo martes en la Audiencia de Palma.

Una de las víctimas, que actualmente tiene 19 años y que supuestamente fue sometido a abusos cuando tenía 6 y 7 años, se retractó el pasado jueves en el juicio de sus acusaciones contra sus padres y abuelos, alegado que tras la separación de sus padres se inventó los hechos para quedarse con una familia de acogida.

Sus hermanas aún menores, de 15 y 14 años y que sufrieron supuestamente los abusos con 1 y 2 años, no tendrán que comparecer en la sala puesto que el martes se visionará a partir de las 11.30 horas un vídeo de las declaraciones que hicieron en 2006 durante la instrucción del caso.

Las acusaciones de este juicio sostienen que el joven y sus dos hermanas menores sufrieron abusos y fueron prostituidos por sus padres y abuelos entre 1999 y 2000.

El joven dijo al tribunal el jueves a puerta cerrada que mintió en las declaraciones que hizo cuando tenía 11 años y reconoció que sentía odio por sus padres porque le habían dado en adopción.

El abuelo, J.S.B., padre de siete hijos y a quien la fiscal pide 31 años de cárcel por abusar de sus nietos, aseguró por su parte que los delitos de los que se le acusa son "inciertos" y que puede que a su nieto "le hayan obligado a mentir".

La abuela, M.C.M., para quien el fiscal pide 31 años por permitir que su esposo abusara de sus nietos, presenciarlo en algunas ocasiones y "no hacer nada para impedirlo", manifestó que "todo es mentira".

La madre, C.S.C., que se enfrenta a 49 años, reconoció no se veía capacitada para cuidar de sus hijos, por lo que aceptó que le retiraran la custodia, pero negó todos los delitos de los que se la acusa.

También negó que su padre abusara de ella cuando era menor (algo que le contó al padre de sus hijos) y ante la pregunta de por qué una de sus hijas, de 3 años, se masturbaba en público e intentaba hacerle lo mismo a su hermana, de 2 años, dijo que se tocaba "alguna vez que otra, como todos los niños".

Por último, el padre de dos de los niños, P.H.G. y que se enfrenta a 4 años de cárcel, contó que su hijo mayor mantuvo una conversación por "chat" con la hija de su actual pareja en la que reconoció que se había inventado toda la historia.