La Guardia Civil celebra la fiesta del Pilar en Palma. | Alejandro Sepúlveda

46

El Palacio de la Almudaina de Palma se convirtió ayer en la Comandancia de la Guardia Civil de Palma al menos por unas horas, con la finalidad de celebrar el día de la Virgen del Pilar y rendirle homenaje.

El president del Govern, José Ramón Bauzá; la delegada del Gobierno, Teresa Palmer; y el coronel jefe de la Guardia Civil, Basilio Sánchez Rufo, presidieron los actos de la festividad que se iniciaron a las diez de la mañana con una misa celebrada en la Seu. Tras la celebración religiosa, el patio de honores del Palacio de la Almudaina se vistió de gala y acogió el acto central de la jornada. En el mismo, la delegada del Gobierno destacó el importante papel desempeñado por los hombres y mujeres que forman la Guardia Civil y les animó, incluso en tiempos de crisis, a seguir trabajando en pro de los ciudadanos. Del mismo modo, Palmer también felicitó al Cuerpo por la detención del joven que quemó el coche del alcalde de Sóller y de los pirómanos que prendieron fuego a nuestros bosques. Finalmente, la máxima responsable de los cuerpos de seguridad del Estado en Balears quiso transmitir en nombre de los hoteleros de las Islas su satisfacción por la buena imagen que ofrece la Guardia Civil a los turistas y el alto grado de satisfacción que otorgan a los visitantes.

La delegada del Gobierno cometió un pequeño fallo de protocolo y permaneció sentada mientras el coronel y el president del Govern pasaban revista a la formación. La totalidad de la tropa estaba firmes al igual que el público y autoridades presentes.

Por su parte, el coronel Basilio Sánchez Rufo destacó el trabajo silencioso que realizada el instituto armado y su vocación de servicio a los ciudadanos. «¿Cuántos delitos habrán evitado las numerosas parejas uniformadas que sacamos a diario a las calles?», preguntaba en voz alta el coronel jefe de Balears. Al mismo tiempo, enumeró las diferentes operaciones realizadas y destacó especialmente la detención de los pirómanos que incendiaron los bosques esta pasada temporada estival.

En el transcurso del acto se entregaron diversas condecoraciones. La encomienda de San Hermenegildo fue para el sargento primero Joaquín Carmona. Entre los premiados con la cruz de distintivo blanco se encuentran: el sargento José Jiménez y los guardias Juan Ignacio Montero y Roberto Ortíz. La imposición de galardones continuó con otras distinciones, como la Orden del Mérito con distintivo blanco para el sargento Alejandro Perdigón, el cabo primero Cipriano Zapatero y los guardias Cristino Seguí, César Rabadán, Fernando Lobo, José Martín, Juan Canedo y Abel Souto. Uno de los momentos más emotivos fue el homenaje al personal que este añoha pasado a la reserva. Se trata del comandante Joaquín Molina y el guardia Francisco Pedregosa.

Part Forana

La ‘marea verde’ llegó a la Part Forana. Todos los cuarteles de la Isla celebraron ayer la festividad de la Virgen del Pilar. En Inca, los actos se celebraron en el claustro de Sant Domingo bajo una ligera lluvia. En los diferentes municipios los alcaldes participaron muy activamente en la fiesta benemérita y se entregaron diversas condecoraciones.