Los equipos sanitarios proceden a estabilizar a la víctimas para su traslado al hospital. | Vasil Vasilev

59

Una mujer de 67 años de edad se encontraba anoche al borde de la muerte tras ser arrollada en un paso cebra de la calle Manacor por un BMW que se dio a la fuga.

Los hechos ocurrieron sobre las nueve de la noche, cuando la señora se disponía a cruzar esa calle palmesana, a la altura del número 72. Al entrar en el paso cebra, un coche se detuvo para dejarla pasar, y la mujer siguió caminando. De repente, un BMW llegó desde atrás a gran velocidad y se encontró al primer turismo parado. Dio un volantazo y pasó al otro carril, justo cuando pasaba la peatón.

La mujer salió despedida 20 metros y el deportivo se dio a la fuga, en dirección a la rotonda de Can Blau. Los equipos sanitarios que la atendieron le detectaron lesiones internas gravísimas y al cierre de esta edición se debatía entre la vida y la muerte. La Policía Local montó un gran operativo de búsqueda del coche fugado, que dejó en el paso cebra un retrovisor y una rejilla que han permitido averiguar qué modelo es. Además, algunos testigos anotaron la matrícula, por lo que la detención del conductor es cuestión de horas. Algunas fuentes indicaron que el BMW podía ser el mismo que fue detectado minutos antes del atropello circulando de forma temeraria por la Plaza de España.