Batalla campal en la calle del Jamón

| Palma de Mallorca |

Valorar:

Un centenar de personas protagonizaron una batalla campal en la calle Jamón, un suceso que destapó éste video colgado en Youtube.

Youtube
Los agentes tuvieron que ubicarse entre los dos bandos.

Los agentes tuvieron que ubicarse entre los dos bandos.

Youtube

Un vídeo publicado en Youtube bajo el título de Pelea en la calle del Jamón, africanos contra turistas alemanes destapó el enfrentamiento mantenido entre medio centenar de vendedores ambulantes y unos cuarenta turistas germanos.

Al parecer, la confrontación entre ambos colectivos se inició en la madrugada del viernes al sábado, pero prosiguieron en días sucesivos, incluso llegando a retarse y produciéndose algunos nuevos conatos violentos en las madrugadas del domingo y lunes. Por causas que se desconocen, pero que están siendo fruto de una exhaustiva investigación policial, un grupo de vendedores ambulantes iniciaron una batalla campal contra un grupo de ultras de un equipo alemán de fútbol. Durante el primer enfrentamiento, registrado en la calle del Jamón de Platja de Palma, ambos grupos se lanzaron taburetes, botellas, mobiliario urbano, etc. Además, durante la pelea, se esgrimieron barras de hierro, palos, cadenas y otros objetos contundentes.

Varios turistas alemanes resultaron heridos. Uno de ellos se marchó con la cabeza abierta al recibir el impacto de un taburete de madera. Durante la batalla campal, según estimaciones policiales, pudieron participar unos cincuenta africanos y cuarenta germanos. Los establecimientos de la zona tuvieron que cerrar sus barreras y las camareras, algunas llorando, tuvieron que refugiarse detrás de las barras.

Al tener conocimiento de los hechos, agentes del GAP (Grupo de Atención Preventiva), refuerzo de playa y Unidad Nocturna, de la Policía Local de Palma y el Cuerpo Nacional de Policía tuvieron que acudir al lugar y dispersar a los dos grupos. De hecho, en los días sucesivos, se habilitó un dispositivo especial para evitar nuevos incidentes. Los germanos también protagonizaron altercados en los autobuses de línea y en otros puntos.