Las evidencias del terremoto en Haití. | Reuters

0

Los dos españoles fallecidos en Haití son el matrimonio integrado por María Jesús Plaza e Yves Baltroni, según informó ayer en rueda de prensa la vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, que precisó que ambos han sido identificados por sus dos hijas. El Ministerio de Exteriores había informado previamente de la muerte de este matrimonio y precisado que el marido era de origen haitiano.

«El Gobierno y creo que toda la sociedad española en su conjunto nos solidarizamos con la familia, nos unimos a su dolor y sentimos profundamente estas pérdidas», aseveró la vicepresidenta al término del consejo de ministros.

Estas son las dos primeras víctimas mortales españolas confirmadas, mientras que, señaló De la Vega, hasta el momento se ha contactado con 87 de los 111 integrantes de la comunidad española que residen en el país. Según la vicepresidenta, se estima que no todos los no españoles estaban en el país cuando se produjo el seísmo por lo que se está centrando la búsqueda en «cuatro o cinco personas».

Por otra parte, anunció que ella y la secretaria de Estado de Cooperación, Soraya Rodríguez, viajarán «en los próximos días» para asistir, tanto como país como en calidad de presidencia de turno de la Unión Europea, a una reunión para «comenzar a hablar de la reconstrucción de Haití en el medio y largo plazo» que se celebrará en República Dominicana y que está organizando el presidente de este país, Leonel Fernández.

«Pocas veces un pueblo se ha visto tan golpeado y tan desamparado como se ha visto en haití y estamos convencidos de que es obligación de la comunidad internacional hacer el esfuerzo que sea necesario para paliar las terribles consecuencias de esta catástrofe», subrayó.

En este sentido, dijo que los haitianos «pueden contar con que el Gobierno de España lo va a hacer». De hecho, afirmó, «lo estamos haciendo y no me cabe duda de que lo estamos haciendo en nombre de la inmensa mayoría de los ciudadanos españoles». Así, ya se ha desbloqueado una partida de 3 millones de euros, señaló.

El Gobierno español, destacó De la Vega, ha enviado entre el miércoles y el jueves un total de cinco aviones, dos desde Panamá, con ayuda y personal de búsqueda y médico y destacó la ayuda aportada por las Comunidades Autónomas y las ONG. Ayer por la tarde, partió hacia el país caribeño, dijo, otro avión con 32 efectivos de la Unión Militar de Emergencia (UME) que se sumarán a los ocho que ya están allí, así como otro aparato con ayuda de ONG.