user 2ruedas | Hace más de 6 años

Lo que das mas miedo de todo esto es pensar en lo que pasara en un futuro cuando los ancianos seamos nosotros y la juventut de hoy crece delinquiendo sin conseqüencias

user Menut | Hace más de 6 años

Reforma de las leyes YA!!!

user Tumbet | Hace más de 6 años

Los derechos y libertades fundamentales de la Constitución del 78 están fuera de toda realidad. Pero están vigentes e impiden la aprobación de leyes que, también, contengan DEBERES fundamentales a la par. ¿Para cuando una reforma (y gorda) de la Constitución?

user Tonys | Hace más de 6 años

Hace algun tiempo que Mallorca dejo de ser lo que era. Que pena me da. Espero que estas personas mayores se recuperen pronto. Y feliz navidad atodos

user Lope Lopes | Hace más de 6 años

La forma de operar de estos dos delincuentes puede hacer pensar que es alguien que suele estar por ahí, cerca de las víctimas. Han elaborado bastante la forma del delito, para lo cual necesitan buena información, proximidad y conocimiento del terreno. Demasiado para pensar que son meramente oportunistas.

user Pepe | Hace más de 6 años

Espero que el pobre anciano se reponga y a los sinvergüenzas estos los metan en un calabozo hasta que estén bien curados.

user Fíns els c00ns | Hace más de 6 años

Es tan grave como la violencia de género, pero no intentes con hechos tan deleznables y crueles como ese, justificar a los nachos que zurran y a veces se cargan a su parienta.

user saliner -campaner | Hace más de 6 años

SI ESTO LO HACEN HA MIS PADRES, O FAMILIA MIA , ME TOMO LA LEY POR MI CUENTA , PARA LO QUE ME CAERIA,,,

user pescailla | Hace más de 6 años

Este delito es tan o más grave que la violencia de género....maltratar a un mayor debería ser considerado un delito muy grave.Apuesto lo que sea que estos sinvergüenzas estarán en la calle para las uvas.

user hobbit | Hace más de 6 años

Para ser capaz de maltratar y golpear a un pobre anciano indefenso hace falta ser una alimaña cobarde que solo se merecería un linchamiento público hasta el extremo, para después entregarlo a la justicia y que se pudra en una cárcel con trabajos forzados para el resto de sus días. Si estuviésemos en un país donde la gente se toma la justicia por su mano, como en algunos lugares de sudamérica y Centroamérica y como deberíamos hacer más a menudo por aquí, otro gallo cantaría.