Imagen de archivo de uno de los aviones de la flota de Jet2. | Redacción Digital

6

Un vuelo de Jet2 procedente de Leeds con destino a Ibiza tuvo que realizar un aterrizaje de emergencia el pasado domingo en el aeropuerto del Prat en Barcelona debido a la pérdida de presión en la cabina.

Tom Miller, uno de los pasajeros del vuelo, relató a la BBC Look North la situación de pánico vivida en el interior del avión. Según el pasajero, a causa del estrepitoso descenso del aparato, llegaron a sentir realmente cerca el agua del mar. Tal como relata el propio Miller, sólo pudieron respirar tranquilos cuando el piloto dijo que estaban “a un nivel seguro” y que se podían quitar las máscaras.

Tras el aterrizaje de emergencia en el aeropuerto de Barcelona, los pasajeros cambiaron de avión para continuar con el viaje, el cual finalizó correctamente dejando a todos los pasajeros en el destino indicado. Jet2 dijo que el vuelo fue desviado debido a un “problema técnico menor” y pidió disculpas a los pasajeros del avión.