José Sevilla, junto a su 2CV, que utiliza a diario para dar largos paseos.

José Sevilla es un enamorado de los coches de los años setenta. Durante muchos años ha tenido en su haber varios 600, incluido un descapotable de los que ya quedan pocos, aunque también le gustan los 2CV. Éste en concreto lo adquirió en 2013 a una joven que le tenía una decoración un tanto peculiar lleno de pegatinas y dibujos y tal cual lo dejó.

Noticias relacionadas

Nos comentaba que a él le gustan este tipo de coches por su sencillez y porque los utiliza a diario para pasear, ya que son vehículos que no alcanzan grandes velocidades y a su edad lo que le gusta es eso, poder pasear, pero en coche. Afirma que lo utiliza a diario como vehículo de transporte, llegó a tener tres 600, aunque recientemente y debido al coste en seguros y demás decidió desprenderse de dos, así que ahora sólo tiene uno y el Citröen 2 CV.

Pertenece a varias asociaciones de aficionados al motor y le encanta participar en eventos de todo tipo y sobre todo pasar jornadas enteras de compañerismo con quien comparte su misma pasión. A su edad disfruta con ir de un lugar a otro de la Isla a la velocidad necesaria para ir dándose cuenta de los pequeños detalles que con otra clase de coche no lo podría hacer.