Pere Rotger y Rafa Torres respaldaron a Pere Mas junto a Prohens y Galmés. | Emilio Queirolo

Los populares de Inca calientan motores de cara a las elecciones municipales y ayer quisieron escenificar la unidad del partido en la capital del Raiguer tras el descalabro electoral de 2019 y la salida del que fuera número uno Félix Sánchez y la regidora Sonia Franco. Así, ante un auditorio con unas 600 personas, la presidenta del partido, Marga Prohens, proclamó a Pedro Mas como nuevo candidato del PP a la alcaldía de Inca. Entre los asistentes no faltaron los exalcaldes Pere Rotger y Rafa Torres, que acudieron a la cita dando a entender así que se han superado las rencillas del pasado.

«Ha llegado la hora de dejar de mirar atrás. Ha llegado la hora de centrarnos en el presente y mirar hacia el futuro», dijo el nuevo candidato inquer apelando a este mensaje de unidad mientras recordaba que «solo desde la unidad y la concordia es posible ganar las próximas elecciones».
No será tarea fácil ya que los populares en Inca se han quedado con un único regidor (Andreu Gili) tras la ruptura con Félix Sánchez y Sonia Franco. Hace algunas semanas ambos adquirieron la condición de concejales no adscritos.

Por su parte, Marga Prohens quiso agradecer a Pedro Mas su decisión de ponerse al frente de los populares en la ciudad. «Inca no es una plaza fácil. Pero tampoco lo tenía fácil Juanma Moreno en Andalucía y mira ahora», espetó. La presidenta del PP en Balears recordó que Inca «siempre fue un bastión del Partido Popular y, de la mano de Pedro Mas, volverá a serlo», aseguró ante un auditorio entregado y en el que tampoco faltó Llorenç Galmés y alcaldes de otros municipios.