Imagen de archivo de documentación urbanística en el Ajuntament de Sóller.

2

La Fiscalía de las Illes Balears ha comunicado al Ajuntament de Sóller el archivo de la investigación que inició el pasado mes de mayo al tener conocimiento de que el Consistorio había localizado una gran cantidad de expedientes de obras –incluyendo infracciones urbanísticas y otra documentación– que se habrían «traspapelado» durante décadas.

Noticias relacionadas

A principios de mayo el concejal de Obras y Urbanismo, Jaume Bestard, afirmó que se estaba elaborando un listado de expedientes de obras, acumulados desde finales de los años 80 hasta el 2016 y que se habían localizado «unos 1.500». La noticia ocasionó que la Fiscalía requiriera al Ajuntament la información relativa a esta situación por si hubiera existido mala praxis o indicios delictivos. El Consistorio envió a la fiscalía un informe explicativo que ha concluido con el archivo de la investigación.

Jaume Bestard se ha mostrado satisfecho y asegura que su departamento está poniendo orden aunque uno de los problemas más importante es la «falta de medios y de personal». Ya en su momento, el alcalde Carlos Simarro (PP) se mostró muy tranquilo y atribuyó la aparición de esta documentación a la reordenación del negociado.