Las obras de mejora de la accesibilidad y la eficiencia energética en el edificio del ayuntamiento han finalizado recientemente.

Montuïri encara estos meses de recuperación confiando en su fortaleza como pueblo. Su patrimonio cultural será uno de los grandes puntales de los proyectos de este año. El Museu de Son Fornés ha sido dotado de material museístico nuevo y se rehabilitarán las Cases de Son Fornés para que sean convertidas en museo. Los conocidos cossiers también merecerán atención, con la renovación de algunas piezas de su vestuario y la compra de material específico para su conservación.

El mantenimiento de las infraestructuras del pueblo seguirá teniendo una gran importancia. Se procederá este año al asfaltado de varias calles del núcleo urbano, así como al acondicionamiento del patio de la escuela.

Después de la realización de obras de mejora y acondicionamiento de la Casa de la Vila, sus oficinas vuelven a estar a disposición de los vecinos desde principios del mes de mayo. En estas obras se ha reparado la estructura del edificio y se ha mejorado tanto la accesibilidad como la eficiencia energética y el confort de las instalaciones.

Apoyo al ciudadano

También destacan en los planes de Montuïri para recuperar la actividad el apoyo a las empresas y ciudadanos que han sufrido dificultades a consecuencia de las restricciones de la pandemia. Los servicios en general para la ciudadanía son una preferencia de la administración local.

Ca ses Monges será objeto de una importante inversión de más de 100.000 euros aportados entre el consistorio y el Consell de Mallorca. Las obras harán posible que este edificio acoja la biblioteca municipal. Este servicio se podrá ampliar en el futuro gracias a la construcción del Centro de Salud de la localidad, que permitirá disponer en este edificio del espacio que ya en uso actualmente en el primer piso, ocupado por los servicios sanitarios.

Serán todas estas medidas, junto a la gestión del día a día, las que permitan recuperar en Montuïri la normalidad perdida tras los sucesos de 2020 y que tanto han afectado a los pueblos de toda Mallorca.

Montuiri
Joan Verger, alcalde de Montüiri.

«Es necesaria una tranformación social». Joan Verger Rossiñol, alcalde de Montuïri

Joan Verger, alcalde de Montuïri, se muestra satisfecho del rico tejido social del pueblo, que ha permitido que la actividad y la solidaridad no hayan disminuido.

—¿Cuales serán los factores claves de la recuperación económica del pueblo?
—Desde el ayuntamiento hemos estado trabajando en un proyecto de turismo sostenible, junto a otros municipios de la cuenca mediterránea. Queremos que el Pla De Mallorca se reactive entre otras opciones, gracias al turismo. Pero un turismo respetuoso con el medio ambiente, las tradiciones, la cultura y el entorno. Para llevar a cabo este plan será necesaria la colaboración de lo publico con lo privado, así como la implicación de los ciudadanos. Creemos que puede ser el eje para la recuperación económica.

—¿Cual ha sido el papel de su administración en esta crisis?
—Desde los ayuntamientos hemos tenido poco margen de gestión. Hemos intentado acompañar a los ciudadanos y ciudadanas lo mejor que hemos podido. Hemos bonificado la tasa de basura a las empresas afectadas y junto al Govern y al Consell de Mallorca hemos habilitado líneas de ayuda.

—¿Se impone alguna transformación social ante lo vivido?
—Creo sinceramente que una transformación de calado es necesaria. Tenemos que procurar no caer en los mismos errores que nos han llevado a la crisis que estamos padeciendo. Como sociedad hemos aprendido que con un consumismo descontrolado no se vive mejor.

Montuiri
Antoni Miralles Niell, regidor de Paricipació Ciudadana.

«Muchos ciudadanos han aportado su granito de arena para ayudar». Antoni Miralles Niell, regidor de Participació Ciudadana.

Antoni Miralles es el regidor de Participació Cuidadana y Educación. Para él «la colaboración del pueblo ha sido clave para que las personas se hayan sentido acompañadas. Muchas cuidadanos han aportado su granito de arena para ayudar a sus vecinos». Desde su área la actividad ha sido constante durante la pandemia, aunque la recuperación se centra para él «en el proyecto de turismo sostenible en el que estamos trabajando junto con restauradores, hosteleros o asociaciones».

Montuiri
Maria Bauzà Britos, regidora de Serveis a les Persones.

«Queremos poder llegar a todas las familias que lo necesiten» Maria Bauzà Britos
regidora de Serveis a les Persones

La mayor preocupación de la regidora Maria Bauzà durante la crisis fue la atención a los mayores. «Los servicios sociales de Montuïri están mancomunados, pero tenemos ciertas peculiaridades. La brigada tuvo que hacer el reparto de ayuda a las familias más necesitadas durante el confinamiento» declara. La situación psicológica de los jóvenes y llegar a todas las familia son ahora sus prioridades.