Un delfín nada en la orilla de Platja de Muro. | Youtube Última Hora

23

«Perdona mamá, tengo que colgar», dijo Arantza boquiabierta, casi sin creer lo que veían sus ojos. Ella, como otras tantas personas que este domingo disfrutaban del mar y el aire libre en Platja de Muro, al norte de Mallorca, se quedó pasmada al ver aparecer a lo lejos entre las olas una aleta negra a toda velocidad.

«Me puse a grabar tan rápido como pude», confiesa la autora de un sorprendente vídeo publicado en Ultima Hora en el que se observa a un delfín nadando muy cerca de la orilla. El animal, bastante grande, parece que persigue algo. Nada veloz, queda recostado de lado y finalmente regresa nadando hacia lo profundo. Como vino se va. A toda velocidad.

Al principio los bañistas no sabían muy bien de qué se trataba. «Solo se veía una aleta y la gente se asustó, no quedó nadie en el agua, todos han salido zumbando», confiesa la reportera accidental de este vídeo, aunque justo después al comprobar que se trataba de un delfín, todos respiraron más aliviados.

La autora del documento gráfico define el encuentro, acaecido sobre las 13.35 horas de este domingo, como «impactante». Un socorrista de la zona ha podido ver el vídeo en primicia, ya que muchos bañistas han grabado la situación con sus teléfonos móviles, y nadie ha dado más importancia al hecho.

Sin embargo, la podría tener, y es que los expertos en fauna marina describen la escena como única y excepcional. En concreto, Debora Morrisson, responsable de Conservación de Palma Aquàrium, ha asegurado que nunca había visto a un delfín en nuestras aguas con ese comportamiento. Seguiremos informando.