Los propietarios de las dos empresas mostraron su apuesta a los medios. | Joan Socies

1

El emblemático castillo de Gordiola, ubicado en Algaida, amplia su oferta y a partir de ahora y en colaboración con la empresa de cátering Tot a Punt, las terrazas y espacios interiores servirán como marco para acoger eventos.

Las instalaciones de Gordiola, construidas junto a la carretera de Palma a Manacor en los años 60 como reclamo turístico, cuentan con distintas salas y espacios al aire libre que podrán servir para realizar celebraciones, ya sean bodas, congresos u otro tipo de eventos. Una de las salas tiene una capacidad para 300 personas. Fue construida con la intención de albergar un restaurante que nunca llegó a abrir sus puertas.

Ahora, de la mano de Tot a Punt, el histórico espacio de Gordiola añade a su oferta turística y artesanal del horno de elaboración de vidrio soplado este espacio lúdico y festivo. En la mañana de ayer los propietarios y responsables de las dos empresas mostraron los distintos espacios que tiene el castillo de Gordiola para ofrecer.

Se trata de un espacio muy polivalente que con el mobiliario de la empresa de cátering ofrece escenarios muy versátiles. El museo del vidrio, o la zona de hornos completan la oferta que ofrece Gordiola, empresa con 300 años de historia a sus espaldas.