La huelga ha provocado la acumulación de basuras en contenedores. | Redacción Part Forana

0

Tras varias horas de reuniones, este miércoles no se pudo cerrar un acuerdo que pusiera fin de inmediato a la huelga de los trabajadores de la recogida de residuos sólidos urbanos iniciada hace dos jornadas. De hecho, anoche tampoco se llevó a cabo la recogida y los contenedores, a última hora, seguían llenos de basura.

Este jueves está previsto que continúen las negociaciones con la voluntad de las partes implicadas (trabajadores, empresa y Ajuntament) de llegar a un entendimiento. Este miércoles fue un día frenético que concluyó con una nueva propuesta sobre la mesa. Una oferta que nadie quiso desvelar. La idea es que hoy puedan acudir al Tribunal de Arbitraje (TAMIB) para sellar un acuerdo satisfactorio para todos y se pueda reanudar el servicio con toda normalidad.

El Ajuntament pidió a los ciudadanos colaboración para mantener el municipio lo más limpio posible ante la huelga. Instó a los vecinos a evitar sacar ninguna fracción a la calle, en áreas de aportación o contenedores, recordando la existencia del punto verde. El regidor de Medi Ambient, Miquel Espases, manifestó que «es una situación complicada que esperamos encuentre una solución lo antes posible. De momento estamos a la espera de que los trabajadores valoren la oferta».