Colombia, país emisor. Las personas que vienen cada año a trabajar como temporeros en las explotaciones agrarias de Mallorca son todas de Colombia. La mayoría de ellos son los mismos trabajadores que, desde hace años, vienen a la Isla por un periodo mínimo de seis meses y máximo de nueve. | Francesca Marí

19

La llegada de temporeros este año vendrá marcada por los nuevos requisitos que exige la Delegación de Gobierno de Balears y que ha supuesto numerosas trabajas administrativas a los payeses. Así lo confirman las organizaciones agrarias Unió de Pagesos y Asaja que lamentan las nuevas condiciones exigidas sobre la presentación de documentación para las solicitudes. En concreto critican que con los nuevos requisitos deben demostrar la solvencia económica de la empresa con dinero contante y sonante en el banco. «Nos exigen que el payés presenten que tiene inmovilizado en el banco el total de lo que pagar al trabajador temporero por los meses que viene a trabajar. Esto puede significar que si una empresa solicita a diez trabajadores debe demostrar que tiene en la cuenta corriente más de 200.000 euros», ejemplifica el gerente de Asaja, Joan Simonet.

El secretario general de Unió de Pagesos, Sebastià Ordines, asegura que al ser imposible cumplir este requerimiento «porque no tienes todo el dinero en metálico en el banco antes de empezar la temporada» ha habido agricultores que han tenido que solicitar un crédito bancario para poder demostrar esta solvencia económica. Ambas organizaciones añaden que en 20 años que hace que contratan a temporeros jamás se había exigido este requisito de manera tan estricta y que, además, ningún trabajador ha quedado sin su salario. Hasta la fecha se demostraba la solvencia económica con los balances anuales.

Unió de Pagesos medió para poder flexibilizar los requisitos sin éxito. Una medida que también han requerido desde Asaja. El gerente de la entidad, Joan Simonet, se reunió el pasado viernes con responsables de la Delegación de Gobierno en un encuentro que calificó de «satisfactorio» a la espera que esta semana les den una respuesta a la problemática.

Este año Unió de Pagesos ha solicitado la contratación de 270 personas, todas ellas procedentes de Colombia, como sucede cada año. Por su parte, desde Asaja, el requerimiento de trabajadores no llega al centenar. Cabe recordar que estas ofertas de trabajo, antes de solicitarse en el extranjero, se publicitan en el Soib. «Al no llegar interesados que cumplan los requisitos es cuando iniciamos el proceso para la petición de temporeros», explican. El año pasado, debido al inicio de la pandemia y los problemas para viajar, Unió de Pagesos hizo pública una oferta de empleo a la que se presentaron 5.000 currículums.