La rehabilitación del muelle de Cala Rajada pondrá fin al problema de usos portuarios

|

Valorar:
El proyecto contempla el traslado de los almacenes de los pescadores y las oficinas de venta de tíquets.

El proyecto contempla el traslado de los almacenes de los pescadores y las oficinas de venta de tíquets.

Assumpta Bassa

La reivindicada reforma del muelle de Cala Rajada está más cerca. Después de casi cinco años de tramitación las obras, con un coste de 5,5 millones de euros, están ya en periodo de licitación y las empresas interesadas pueden presentar sus ofertas hasta el próximo día 20 de abril.

La rehabilitación de esta zona pondrá fin al problema de usos portuarios que tiene, sobretodo durante el verano, el muelle adosado al dique de abrigo donde conviven diferentes usos: el pesquero, los pequeños cruceros, las embarcaciones deportivas en tránsito o la estación de combustible. Todos los usos reunidos en un espacio de dimensiones reducidas crea problemas de logística. De esta manera para mejorar la convivencia de estas actividades se reubicará la flota pesquera y las embarcaciones de alquiler. También se trasladarán los almacenes de los pescadores así como las oficinas de venta de tíquets y se reordenará la explanada con la demolición del edificio-pérgola existente para ampliar el espacio de maniobra de camiones y coches así como dar cabida a la zona de secado de redes y una terraza para la cantina.

Según fuentes de Ports IB está previsto que estas obras estén adjudicadas a finales del mes de junio pero probablemente no empezarán hasta después de la temporada turística. El plaza de ejecución es de 12 meses y se prevé que se realicen en dos fases con una posible parada en función de los requerimientos de gestión operacional del puerto con lo que podrían alargarse un máximo de 18 meses.

Estas obras se verán complementadas con una actuación adicional para asegurar la estabilidad del tramo de costa rocosa sobre el que se sitúa un tramo del paseo marítimo que supone una inversión adicional de 584.279 euros. Estas obras serán ejecutadas por la empresa COPCISA y podrían empezar a finales del mes de abril. De todas maneras se consensuará con el Ajuntament de Capdepera.

El objetivo de la actuación es proteger la costa en el ámbito de competencia portuario para manenr el estado general del litoral reduciendo el riesgo existente de hundimiento del macizo rocoso sobre el que se sitúa un tramo del paseo marítimo.

Dique

El objetivo principal de las obras de Cala Rajada es reforzar el dique del puerto, la ejecución de un talud exterior adosado para amortiguar el oleaje así como la demolición y reconstrucción tanto del espigón actual como de los tramos agrietados de la losa de coronación de los cajones que forman la base del dique.

Según informa Ports IB, adicionalmente se construirá un martillo en el extremo del dique para reducir los problemas de agitación en el puerto y se aumentarán los calados en una parte de la dársena interior reutilizando en la obra el material extraido. Además se aprovechará para reforzar la protección del paseo marítimo en el tramo de arranque del dique y finalmente se retirarán los muertos de hormigón no funcionales.

LAS ACTUACIONES

Reparación por vía de emergencia en 2017

El temporal de 21 de enero de 2017 provocó muchos daños en el puerto de Cala Rajada. El Govern tuvo que realizar una reparación por vía de emergencia para dar una respuesta a a grave situación generada. La infraestructura, que ya estaba deteriorada por la falta de mantenimiento, sufrió daños por el impacto de una roca del rompeolas que, debido al impulso del viento, provocó una abertura de 3x2 metros.

Compromiso de destinar 180.000 euros al fondo de posidonia

La Comissió Balear de Medi Ambient dio luz verde a las obras de refuerzo del dique con la condición que se destinarán 180.000 euros a los fondos de la posidonia. Ports ha realizado el pago directo y posteriormente se decidirá el proyecto a llevar a cabo. También se presentó un estudio de incidencia paisajística y un programa de vigilancia ambiental. Se tendrá que hacer un seguimiento muy cuidadoso.

Un ambicioso plan de mejora de las infraestructuras portuarias

Las actuaciones que se llevarán a cabo en Cala Rajada forman parte de un plan de inversión 2019-2023 dirigido a mejorar las infraestructuras portuarias existentes. Este plan del Govern Balear está cifrado en 49,2 millones de euros para el conjunto de la actual legislatura y contempla ejecutar un total de 55 actuaciones. Se trata de inversiones plurianuales, muy reivindicadas en la mayoría de casos.

Comentar

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión.

AnteriorSiguiente
Página 1 de 1
Photo

vicente
Hace 11 días

No me queda claro ¿se amplia el muelle o sólo se reordena?

Valoración:1menosmas
AnteriorSiguiente
Página 1 de 1