Imagen de archivo de un pleno municipal. | Joan Socies

2

La polémica en Campos está servida. Tras un tenso pleno, en el que la regidora de Més abandonó la sesión como señal de protesta contra la actitud de la alcaldesa Francisca Porquer (PP), la formación econacionalista pasa a la ofensiva. Fuentes de Més per Campos afirman que a partir de ahora grabarán todos los plenos y después los compartirán con los vecinos a través de las redes sociales.

Se ha llegado a esta situación, apuntan los econacionalistas, «a causa de la desinformación, malintencionada, por parte del equipo de gobierno del PP después de cada pleno».

La coalición apunta que «no tenemos nada que esconder» y «queremos que todo el pueblo esté informado de lo que acontece en cada pleno municipal», algo en lo que se ven amparados por la normas municipales y de régimen para introducir «medidas de transparencia y participación».

Asimismo, explican que la edil de Més en el Ajuntament de Campos, Anabel Riveras, abandonó el pleno municipal como una respuesta «de dignidad» después de que la alcaldesa la «menoscabara» con valoraciones personales, con un trato «agresivo e innecesario», entre otros motivos, por haberse ausentado de un acto de la Asociación Española Contra El Cáncer realizado en la iglesia.