Imagen del solar de la avenida de s’Olivera (Magaluf), donde se construirán las VPO. | Pedro Aguiló Mora

6

Catorce años después, volverá a construirse vivienda social en el término municipal de Calvià. El Ajuntament de Calvià y el Institut Balear de l’Habitatge (Ibavi) han adjudicado por un importe de 5,6 millones de euros las obras para la construcción de 48 viviendas de protección oficial (VPO) en la avenida s’Olivera de Magaluf.

La adjudicataria de las obras es la unión temporal de empresas (UTE) integrada por las sociedades Actividades de Infraestructuras Públicas y Conservación SL, Contratas Vilor y Route Pont SL.

El contrato de ejecución de las obras ya se ha rubricado y está previsto que éstas empiecen a ejecutarse a finales del presente mes de agosto y concluyan en un plazo de 15 meses. La construcción de estas 48 VPO en Magaluf (24 corresponden al Ibavi y las otras 24 a la administración municipal calvianera) corresponde a la primera fase de un proyecto más ambicioso que se completará con 40 viviendas más de gestión indirecta (a través de una promotora) a precio de VPO. Totalizando así la creación de 88 viviendas sociales en esta reserva estratégica de suelo situada en Magaluf. Asimismo, el ayuntamiento dispone de otra reserva estratégica de suelo en Santa Ponça, donde, en breve, sacará a licitación la redacción de un proyecto y ejecución de otras 99 viviendas de protección oficial.

Las 48 VPO que empezarán a construirse en Magaluf se levantarán en un solar de 2.147 metros cuadrados propiedad del Ibavi y del Ajuntament de Calvià, producto del convenio entre ambas instituciones para la construcción conjunta de estas viviendas. En función de este convenio el Ibavi contrata el proyecto de ejecución, dirección de las obras y la ejecución de estas. El diseño final del proyecto es fruto de un concurso de ideas convocado junto al Col·legi d’Arquitectes.

La última promoción de VPO iniciada en Calvià corresponde a las 62 VPO de Peguera, cuyas obras se iniciaron en 2006. La única que impulsó el PP durante las tres legislaturas (2003–2015) al frente del gobierno municipal. Durante la legislatura 2003–2007, los populares gestionaron la construcción de un centenar largo de VPO en Son Ferrer, Calvià Vila y Galatzó. No obstante se trataba de viviendas sociales enmarcadas en proyectos impulsados por el anterior gobierno municipal, presidido a la sazón por la alcaldesa socialista Margarita Nájera.