Apeadero de la estación del Enllaç. | Jaume Morey

8

La antigua estación del Enllaç de Inca se reconvertirá en un albergue juvenil después de que el Govern haya aprobado la cesión a la ciudad de este espacio para crear un espacio polivalente.

El alcalde de Inca, Virgilio Moreno, se reunió este martes con el director general de Mobilitat i Transport Terrestre, Jaume Mateu, y el director gerente del Consorci de Transports de Mallorca, Maarten Bemmelen, para tratar esta cesión y otros temas relacionados con el transporte público en el municipio.

El acuerdo de cesión del edificio del Enllaç, ahora en desuso, permitirá «darle una nueva utilidad y convertirlo en un albergue que estará integrado en las redes autonómicas y estatales de albergues juveniles», según explicó Virgilio Moreno.

En el mes de marzo ya se trató el asunto en la misma estación cuando Mobilitat convocó a los vecinos de la zona para anunciar la creación de un apeadero que llevaban reclamando desde meses atrás. En ese encuentro, el alcalde ya avanzó las negociaciones para obtener el dereho de uso del edificio.

Jaume Mateu, Maarten Bemmelen y Virgilio Moreno trataron otros temas relacionados con la movilidad en Inca, como el comienzo de las obras de la estación de autobuses de la plaza Antoni Mateu que se convertirá en un hub del transporte regular por carretera del centro de Mallorca. Las obras comenzarán el próximo invierno y las instalaciones estarán disponibles en el momento que se haga efectiva la nueva concesión, aprobada por el Govern, de las rutas de la zona norte, durante 2020.

Virgilio Moreno aprovechó la reunión para reclamar el incremento de las frecuencias y de los vagones de los servicios ferroviarios. «Son muchos los ciudadanos inquers que usan el tren para desplazarse y en el Ajuntament recibimos constantes quejas por la falta de frecuencias y vagones en las horas punta», explicó Moreno, quien añadió que «deberían mantenerse las frecuencias nocturnas durante el fin de semana, después de la buena acogida que ha tenido este servicio de noche durante el verano».

Nuevas paradas

En el encuentro entre responsables de Mobilitat y del Ajuntament d’Inca también se estudió la creación de un nuevo apeadero del tren en la zona del Nou Camp así como de una parada de autobús cercana al hospital Sant Joan de Déu, que se inaugurará en octubre.