El Ajuntament prevé reducir de 45 a 35 el número de plazas de estacionamiento de autocares en sa Calobra. | Redacción Part Forana

21

La Federación Empresarial Balear de Transportes –la patronal del servicio de transporte discrecional– estima que la disminución de plazas de estacionamiento para autobuses que el Ajuntament d’Escorca prevé implantar este verano en sa Calobra puede suponer «una pérdida económica de en torno a 1.760.000 euros».

La FEBT hace este cálculo en las alegaciones que ha formulado a la nueva ordenanza de la ORA, la misma que prevé disminuir de 45 a 35 plazas de aparcamiento para autocares. La patronal dice: «Si un autocar estándar dispone de 55 asientos y son 10 estacionamientos menos por día, supone, como mínimo, 550 plazas por día menos. Teniendo en cuenta que esta excursión tiene un coste de 40 euros, multiplicado por 550 plazas, supone un importe/día de 22.000 euros. Con una previsión mínima de 20 días fuertes de excursiones por mes conllevaría una pérdida mensual de 440.000 euros a este sector». Con cuatro meses de temporada alta, la pérdida económica alcanza los 1,76 millones, concluye la FEBT.

La FEBT critica también que, al eliminarse plazas para transporte colectivo y ampliando las reservadas a turismos, el Consistorio escorquí «parece favorecer el transporte individual frente al colectivo», algo que «crea un grave daño al medio ambiente». Asimismo, propone que los vehículos híbridos y a gas y aquellos de más de 9 plazas adaptados al transporte de personas con movilidad reducida estén exentos de pagar la tasa.

La patronal pide también que se revisen las tarifas para abonados con el fin de «no perjudicar a empresas pequeñas» que acuden a sa Calobra con menos frecuencia que las grandes operadoras, y que se contemplen mecanismos para impedir que una misma empresa pueda reservar las 35 plazas disponibles dejando sin sitio al resto de operadoras.