El Ajuntament propone tres infraestructuras para que el Govern las utilice como centro de gestión del futuro parque y también para divulgar los valores naturales de la zona. | J. Socies

4

Campos trabaja en positivo para potenciar el futuro Parc Natural des Trenc. Y lo ha hecho ofreciendo tres infraestructuras a la Conselleria de Medi Ambient, Agricultura i Pesca del Govern para que las destine a la gestión y promoción del parque. Así, se han puesto sobre la mesa las escuelas rurales del Palmer y la de Ca n’Estela, además de la caseta de los Caminers que se ubica en la carretera que une el pueblo con la Colònia de Sant Jordi y que es propiedad del Consell de Mallorca. Este lunes, el equipo de gobierno del PP, junto con MÉS y PSOE (ambos en la oposición) consensuaron la propuesta.

En el pleno del próximo jueves MÉS proponía solicitar la cesión de la caseta de los Caminers al Govern para destinarla a usos relacionados con el Parc Natural. A esta moción se han incluido las escuelas rurales a petición del alcalde Sebastià Sagreras. La escuela rural del Palmer, ahora concebida como un campo de aprendizaje en educación ambiental, recibe a escolares interesados en es Salobrar, es Trenc y la ganadería. La intención sería que además de estos usos se incluyera como atractivo medioambiental de la zona. El caso del edificio de Ca n’Estela, antigua escuela rural ubicada a medio camino entre Campos y sa Ràpita, sufre el abandono y la degradación después de haber ofrecido servicio de restaurante durante algunos años. El Govern, en caso de aceptar, tendrá que llevar a cabo una ambiciosa rehabilitación.

La Conselleria vería con buenos ojos la recuperación de alguna de estas tres infraestructuras para destinarlas a la gestión del parque y a la promoción de los valores naturales.