La Ley de Medidas Urgentes para un Desarrollo Territorial Sostenible desclasificó en 2008 la parte alta de la urbanización del Vilà que pasó a ser un Àrea Natural de Especial Interés donde no está permitido edificar. Los propietarios de parcelas llevan años pleiteando con el Govern y el Ajuntament de Pollença. | Elena Ballestero

7

El Juzgado de lo Contencioso Administrativo número 2 de Palma ha condenado al Ajuntament de Pollença a indemnizar con 1.334.168,61 euros a tres entidades mercantiles propietarias de terrenos de la urbanización del Vilà, tras la desclasificación de la zona por el Govern balear en el año 2008.

El juez castiga directamente al Ajuntament de Pollença por no haber desarrollado la urbanización cuando era su responsabilidad, antes de la entrada en vigor de la desclasificación de terrenos aprobada por el Govern balear. El alcalde de Pollença, Miquel Àngel March, ha confirmado que el Consistorio recurrirá la sentencia.

No es la primera vez que un juez reprende al Ajuntament de Pollença por su inactividad en el desarrollo urbanístico del Vilà, pero sí es la primera vez que le hace pagar por ello.

El Ajuntament de Pollença se oponía a la demanda alegando que no puede hablarse de «inactividad municipal», pues la «prudencia» aconsejaba que no se iniciaran los trámites reparcelatorios y de dotación de servicios de la urbanización hasta que no se resolviesen los recursos interpuestos contra el acuerdo plenario que en abril de 1999 cambió el sistema de desarrollo de la urbanización de compensación a cooperación.

Sostenía además que, en todo caso, la imposibilidad de edificar es consecuencia de la entrada en vigor de la Ley 4/2008 de Medidas Urgentes para un Desarrollo Territorial Sostenible, por lo que «la responsabilidad, de existir, corresponde al Govern de les Illes Balears». Ninguno de estos argumentos ha convencido al juez.

Los demandantes reclamaban una indemnización mucho mayor, concretamente de 13.135.043,61 euros, pero el juez reconoce también un incumplimiento por parte de los propietarios recurrentes en sus obligaciones de transformación urbanística del Vilà hasta el cambio del sistema de compensación a cooperación.