Lloret cuenta con algunas zonas verdes en el pueblo.

0

Per un Lloret Florit , este es el lema con el que la agrupación de voluntarios de protección civil del municipio ha puesto en marcha un proyecto para que los vecinos, a través de las asociaciones, puedan apadrinar un jardín o una jardinera del núcleo urbano. Ello se debe a la imposibilidad del Ajuntament, «debido a la falta de capital y personal necesario para el mantenimiento y limpieza de los jardines y jardineras existentes», señalaron los promotores de la iniciativa.

Así, los voluntarios de protección civil de Lloret, tras negociar con el Ajuntament la posibilidad de cesión de jardines y jardineras durante unos años, realizaron una reunión con todas las asociaciones del municipio, y los regidores Nadal Beltrán y Patrick Colom por parte del Ajuntament, para tantear la participación de todas las entidades.

Cohesión

De esta manera, todas las partes coincidieron en ver la viabilidad del proyecto y se sumaron a la propuesta. Y se acordó que cada asociación acogerá un determinado espacio y será de su responsabilidad el mantenimiento y cuidado. De momento, el primer paso será la cesión legal de los terrenos por parte del Ajuntament por un período de cinco años a las asociaciones y, después, se acordará un pliego de condiciones, de obligaciones y derechos necesarios para llevar adelante el proyecto.

Otro de los objetivos del proyecto, más allá de su aspecto medio ambiental, es el de fomentar la unidad de las asociaciones del pueblo, además de implicar el respeto por el medio ambiente a los más pequeños. Un beneficio que también repercutirá a la hora de utilizar todos los jardines y espacios verdes como escaparate durante las fiestas.