Imagen de los distinguidos junto a la corporación municipal del Ajuntament de Campos.

0

Tras la declaración de Hijo Ilustre del pueblo en Campos hay otra distinción que representa el máximo orgullo para cualquier vecino que consigue dicha distinción.

Hasta el pasado domingo eran seis los campaners que contaban con dicho honor. Ahora el Ajuntament ha decidido sumar tres nuevas personas que de una u otra manera se han distinguido en su ámbito y que han enaltecido el nombre del municipio. A Gabriel Mayans, Sebastià Melià y Miquel Aguiló, este a título póstumo, se les otorgó el pasado domingo dentro de los actos de los patrones del municipio, Sant Julià y Santa Basalissa, la Flor de Taperera.

El Teatre Escènic de Campos fue el lugar elegido para reconocer la labor de los tres campaners. Guillem Ginard fue el encargado de leer los honores del cineasta Gabriel Mayans, una figura imprescindible en el ámbito cultural del municipio. Su vida dedicada a la filmación de películas en formato de ocho milímetros. La figura de Sebastià Melià, antiguo juez de paz del municipio, durante más de 20 años, y personas muy activa en el ámbito social y cultural del pueblo, fue puesta en conocimiento por la archivera municipal, Beatriu Zamora. Y la lautadio del pintor Miquel Aguiló fue a cargo del instructor de su expediente para distinguir la distinción municipal, el regidor del PSM-Entesa, Guillem Vidal. Finalmente y para concluir el acto fue el alcalde de Campos, Sebastià Sagreras quien fue el encargado de glosar y agradecer el trabajo y la dedicación de los tres vecinos hacía el pueblo.

Hay que señalar que esta distinción municipal se otorga desde el año 1982 que se concedió al escritor gallego e hijo predilecto de Campos, Gonzalo Torrente Ballester. Otro personaje que cuenta con dicho honor es el que fuera cronista del pueblo, Miquel Roig, quien lo recibió en el año 1993. Ahora con estás tres nuevas distinciones ya son nueve los distinguidos.