Previous Next
6

El Ajuntament empezó ayer el desbroce de todas las hierbas que invadían el paseo Calvià, en el tramo entre la rotonda de Cala Figuera hasta Peguera, cerca de 10 kilómetros.

El paseo todavía no ha sido recepcionado por el Ajuntament al tener deficiencias, tampoco lo ha recepcionado el Govern, que ahora está negociando con la empresa que se encargo de realizar el paseo.

Según el alcalde de Calvià, Manuel Onieva, «los informes municipales cuantifican entre 1,8 y 2 millones de euros el coste para que este paseo este en condiciones». Además de la gran cantidad de vegetación y basura se han registrado otras deficiencias como alumbrado en mal estado, aceras agrietadas, entre otros desperfectos.

El alcalde indicó que ante las demandas de ciudadanos y asociaciones hoteleras se han llevado a cabo estos trabajos de limpieza «a pesar de que no es de nuestra competencia» y añadió que «mientras no se recepcione lo limpiaremos, y cada mes de abril lo dejaremos apunto para el inicio de la temporada, no tanto por estética sino también para la prevención de incendios».

Onieva también explicó que siguen en negociaciones con el Govern para que la institución balear recepcione el paseo y luego «lo ceda en condiciones al Consistorio».