La cuarta edición de la feria atrajo a numeroso público hasta el pueblo de la Serra. | Michel's

0

La cuarta edición de la Fira del Vi i el Formatge de Estellencs concitó ayer la participación de más de 40 expositores, que con su presencia contribuyeron a consolidar un evento que ya se ha convertido en un clásico entre las ferias de privamera.

La soleada mañana propició que cientos de personas se acercaran hasta Estellencs para degustar vino y queso, unos productos típicos cuya calidad y variedad, según el alcalde del municipio, Bartomeu Jover (PP), este año han alcanzado cotas muy altas.

Autoridades

A esta obligada cita lúdico–gastronómica también acudieron el alcalde de la población vecina de Andratx, Llorenç Suau (PP), y la director general de Coordinación del Govern balear, Marilén Jover.

Junto a la iglesia parroquial se celebró una muestra de las brodadores de Banyalbufar y tampoco faltaron las atracciones para los más pequeños.