9

Una carta remitida por el alcalde de Calvià, Carlos Delgado (PP), a los vecinos de Son Caliu evidencia la carga electoralista que oculta la decisión del ayuntamiento calvianer de decretar el cierre de la primera planta de la discoteca Pachá-Mallorca.
La propiedad de la sala de fiestas, Sol Orquídea SL, ya denunció el pasado viernes en rueda de prensa que la orden de cierre parcial de la sala de fiestas no responde más que a «fines electoralistas».
En la misiva rubricada por «Carlos Delgado Truyols, alcalde de Calvià» y remitida por el Ajuntament de Calvià a los vecinos de Son Caliu el pasado 30 de abril (momento en que la polémica desatada a raíz de la apertura de Pachá-Mallorca estaba en plena ebullición), el primer edil recuerda a los residentes de la zona mencionada que el Partido Popular (PP) fue la única formación municipio que votó a favor de la moción encaminada valorar la posibilidad de revocar las licencias ya concedidas a Sol Orquídea SL.
Moción y moratoria
«Me gustaría constatar que dicha moción fue aprobada sólo con el voto favorable del PP, frente a la abstención de las otras dos formaciones (PSOE y UM) con representación plenaria», afirma Delgado en su carta.
El alcalde también trae a colación que fue gracias a los votos del PP que el equipo de gobierno aprobó en solitario una moratoria que impide la apertura, modificaciones y ampliaciones de discotecas, restaurantes o salones de juego en las zonas con la calificación de Comercial, como es el caso de la zona donde se ubica Pachá-Mallorca.
Finalmente, el alcalde concluye su carta atribuyendo a la oposición los presuntos males que ahora supuestamente sufren los vecinos de Son Caliu.
Colofón final
«En cualquier caso, me gustaría reflejar que la propiedad de la discoteca Gallery Club (actual Pachá-Mallorca) dispone de licencia de actividad concedida en 2006 en base al Plan general de 2000, aprobado por el entonces equipo de gobierno presidido por el PSOE , con los informes favorables de la Conselleria d'Interior del Govern y del Consell de Mallorca», remacha el alcalde.