Emaya mejorará la limpieza de la plaza de España y acusa a locales y clientes. | Gemma Marchena

24

La suciedad de la plaza de España está alcanzando estas semanas cotas desconocidas y la empresa pública Emaya advierte que «se intensificará la limpieza». Aunque eso sí: apunta que los restaurantes de la plaza son responsables de la higiene de las terrazas y de no dejar tirada la basura junto a los contenedores. Los clientes, a su vez, no deberán dejar ningún resto después de consumir en la calle. En caso contrario, serán sancionados.

Desde Emaya señalaron que cada día se están llevando a cabo labores de limpieza en la plaza de España aunque, tras el reportaje publicado ayer en este periódico, añadieron que «tomaremos nota y lo tendremos en cuenta».

Aun así, fuentes del Ajuntament reconocieron que no dan abasto para limpiar toda la suciedad que se genera en este punto concreto de la ciudad. Y añadieron que tampoco ayuda a mantener higiénica la plaza el hecho de que haya clientes que compran la comida para consumirla en los bancos, para luego dejar esparcidos los desperdicios sin llevarlos a las papeleras, muchas veces repletas.

Noticias relacionadas

«En la plaza de España se da un modelo de consumo de take away que genera muchos envases y ensucia la calzada. Los restaurantes no tienen un servicio de limpieza para las terrazas y por mucho que se limpie, es difícil aguantar esto con la cantidad de clientes que tienen», explicaron desde la empresa pública.

Tras la denuncia de los vecinos, Emaya dijo que «se tendrá en cuenta y se mejorará la limpieza. Se estudiará la intensificación de las labores de limpieza. Pero se limpia allí cada día y se vacían las papeleras».

Desde el Ajuntament advirtieron que «si los clientes comen en la terraza, los establecimientos tienen la obligación de limpiarla. Si el cliente tira los envases por la calle, no es responsable la empresa, sino la persona que lo hace, pero se puede sancionar a los establecimientos por no mantener limpio el límite de su terraza».

Basura fuera

Otro asunto es si los empleados de los restaurantes y bares abandonan la basura fuera de los contenedores, muchas veces vacíos y aún con espacio para meter más basura: «Si dejan los residuos de restaurantes (bolsas de basura, cartones, etc.) fuera del contenedor, es responsabilidad de la empresa».