Una tuneladora de 45 toneladas excava el terreno y trabaja a una profundidad de ocho metros. | Ajuntament de Palma

3

Emaya ha iniciado los trabajos para la excavación de un nuevo tramo del colector interceptor de recogida de aguas pluviales y residuales. Una infraestructura que, una vez concluida en abril de 2022 y junto con el tanque de tormentas, evitará los vertidos al mar y el cierre de las playas de Can Pere Antoni y CiutatJardí.

El miércoles se introdujo la tuneladora que excava el túnel por donde discurrirá el colector interceptor en el pozo situado al final de la calle de l’Hort de les Ànimes (ante Instituciones Penitenciarias).

Desde aquí comenzará la excavación de este nuevo tramo del colector, de 763 metros, entre este punto y la vía de cintura.

Penúltimo tramo

Se trata del penúltimo tramo de la excavación y ya se ha completado el 60 por ciento de los tres kilómetros que separan las Avingudes de la depuradora en el Coll d’en Rabassa. Esta obra tiene un presupuesto total de más de 27 millones de euros.