La bandera roja ondea en la playa de Can Pere Antoni, cerrada al baño. | Pilar Pellicer

2

El Ayuntamiento de Palma ha prohibido este lunes el baño en la playa de Can Pere Antoni debido a los vertidos de aguas sucias causados por las fuertes lluvias.

Poco antes del mediodía, el consistorio ha ordenado señalizar la playa con la bandera roja que prohíbe el baño hasta que los análisis indiquen que las aguas son aptas para el baño de los usuarios.

Cort ha recordado que las obras del nuevo colector y el depósito para aguas residuales en Palma están muy avanzadas, con el fin de evitar futuros vertidos de aguas residuales y pluviales a la bahía de Palma.

El pasado 1 de mayo, el Ayuntamiento prohibió el acceso a los bañistas debido a los vertidos de aguas mixtas por otro episodio de lluvias