Las autoridades, en el balcón del Cort, junto al lazo que simboliza este lunes la lucha contra el sida. | Ajuntament de Palma

El alcalde de Palma, José Hila, la regidora de Sanidad y Consumo, Elena Navarro, la regidora de Justicia Social, Feminismo y Lgtbi, Sonia Vivas, y el coordinador de la Asociación de Lucha contra el Sida Alas, Joan Viver, así como otros regidores y regidoras de la corporación municipal han colgado este lunes el lazo roja de lucha contra el sida con motivo de la celebración este martes, 1 de diciembre, del Día Mundial de Lucha contra el Sida.

Según ha señalado el Ayuntamiento de Palma en un comunicado, Palma cuenta con una comisión de seguimiento de la Declaración de París, que fue aprobada por unanimidad en el Pleno de septiembre de 2018 y que reconoce el rol de las ciudades en la lucha contra el sida e insta a las administraciones a tomar medidas para poner fin a esta epidemia.

El objetivo de la Declaración de París es que en 2030 el 95 por ciento de personas estén diagnosticadas y haya un 0 por ciento de estigma.

Desde Alas han destacado que a pesar de la situación de pandemia actual no se tienen que olvidar otras patologías como el sida y han alentado en el Ayuntamiento a continuar trabajando en el seguimiento de la Declaración de París.