Sonia Vivas y Sergio Rodríguez debaten en la comisión de Servicios a la Ciudadanía.

23

Vox se quedó este jueves solo en la comisión y no pudo sacar adelante su proposición para cambiar la regidoria de Feminisme i LGTIB por la de Familia. PP y Cs votaron en contra de este punto, junto al equipo de gobierno.

La titular del área, Sonia Vivas, afeó a Vox que se olvidase el «nombre» de la concejalía, Justícia Social, y solo citase «los apellidos», Feminisme i LGTIB. Además, aseguró que el Pacte es «un salvavidas para toda la ciudad» y argumentó que la familia se aborda de forma transversal en todas las políticas de Cort.

El regidor de Vox Sergio Rodríguez reconoció estar en un 90 % de acuerdo con la exposición de Vivas, pero defendió que «sería más útil tener una concejalía de familia que actuase como inspiradora de la política del gobierno porque todos tenemos una».

Vox, que presentó todas las proposiciones de la comisión menos una del PP, también defendió dos relacionadas con la lengua; ambas fueron rechazadas por el gobierno, aunque contaron con el apoyo de PP y Cs. En una de ellas, Vox pretendía que el Pacte de Cort solicitase un informe a los Servicios Jurídicos municipales para «valorar la legalidad del articulado del Reglamento de Normalización del Ajuntament de Palma y su plena adaptación a la Constitución, la jurisprudencia constitucional y las recomendaciones del Defensor del Pueblo en materia de uso en condiciones de igualdad de las lenguas oficiales». El regidor de Més, Antoni Noguera, recordó que esta normativa fue aprobada con mayoría absoluta por un gobierno del PP y aseguró que «es una pena que nuestra lengua sea una herramienta de lucha política».

Vox también intentó «incluir una categoría en lengua castellana en las modalidades de Novela y de Poesía en los Premios Ciutat de Palma».