19

La economía española registró una caída histórica del 18,5 % en el segundo trimestre del año respecto al primero, a consecuencia del confinamiento decretado para frenar la epidemia de COVID-19, de acuerdo con el dato avanzado este viernes por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

Esta evolución del PIB es consecuencia del desplome del consumo de los hogares (21,2 %), de la inversión empresarial en bienes de equipo (25,8 %) y de las exportaciones (33,5 %), en un contexto de paralización de la actividad y cierre de fronteras, mientras que el gasto de las administraciones públicas creció el 0,4 %.

El empleo medido en horas trabajadas cayó un 21,4 %, un descenso superior a la destrucción de puestos de trabajo equivalentes a tiempo completo, que disminuyeron un 17,7 %.

>