Los Reyes don Juan Carlos y do|a Sofía presidieron la cena de gala que se celebro tras el acto de inauguracion del Museo Guggenheim Bilbao en el año 1997. | Efe

3

El fiscal ha pedido este lunes en un juicio celebrado en la Audiencia Nacional 86 años y cinco meses de cárcel para el etarra Eneko Gogeaskoetxea por intentar matar al Rey durante la inauguración del Museo Guggenheim de Bilbao en 1997, una atentado frustrado que se saldó con la muerte a tiros de un ertzaina.

De esta forma el representante de la Fiscalía ha rebajado en nueve años lo que solicitaba en sus conclusiones provisionales al retirar el cargo por el delito de pertenencia a banda armada al haber sido el acusado ya enjuiciado con anterioridad por el mismo.

El fiscal ha mantenido que el acusado cometió delitos contra la Corona, falsificación de documento oficial con finalidad terrorista, homicidio, depósito de armas de guerra, tenencia ilícita de arma corta, detención ilegal y coacciones.

Por su parte, la abogada del acusado ha reclamado su absolución al estimar que no se ha probado su participación en los hechos y alternativamente, para el caso de que el tribunal aprecie lo contrario, penas menores en otros motivos porque a su juicio no hay delito contra la Corona porque el objetivo de los etarras era el Museo Guggenheim y no el Rey.