El secretario general del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba (c-i), y la recién elegida secretaria general de la formación en Andalucía, Susana Díaz (c), entre otros, al finalizar la clausura del congreso extraordinario de la formación en Andalucía celebrado en Granada. | Efe

8

El líder del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, ha destacado este domingo el «poderío» de Susana Díaz, que en la clausura del congreso extraordinario en el que ha culminado su ascenso a la Secretaría General del partido en Andalucía ha anunciado un «tiempo de cambio» para los socialistas.

En la última jornada del congreso, celebrado este fin de semana en Granada, Díaz ha reclamado estar «a la altura de la herencia recibida» para proyectar Andalucía hacia el futuro y ha asegurado que como presidenta de la Junta gobernará «pensando en la gente» para desmontar las «falsedades» del PP.

La nueva secretaria general del PSOE-A ha prometido que no regateará en «trabajo, esfuerzo ni sacrificio», y ha llamado a «desmentir las falsedades del PP» cuando asegura que la situación vivida hasta ahora no es sostenible.

«Andalucía está demostrando en el peor momento que hay otra manera de hacer las cosas», según Díaz, quien ha avanzado la convocatoria de mil plazas para profesionales de la sanidad pública el próximo año en la comunidad, donde además 8.000 nuevos andaluces recibirán la teleasistencia en breve.

Noticias relacionadas

Antes del discurso de cierre de Díaz ha intervenido Alfredo Pérez Rubalcaba, que ha destacado el «poderío» de la nueva secretaria general de los socialistas andaluces, lo que ha traducido como firmeza y seguridad.

«Susana tiene poderío, compañeros, esa es la palabra que la representa», ha dicho Rubalcaba, que ha hecho hincapié en que el PSOE-A ha vuelto a «acertar» con esta elección como lleva haciendo desde el principio de la democracia con todos sus dirigentes.

También ha tenido palabras de homenaje para Griñán y ha alabado su gestión como presidente de la Junta los últimos años y su firmeza frente a los recortes de Mariano Rajoy, que sirvió para demostrar, ha añadido, que los socialistas son diferentes del PP allí donde gobiernan.

Tras el abrumador apoyo recibido ayer a su candidatura como secretaria general, el 98,63 % de los delegados, su Ejecutiva ha vuelto a obtener hoy un respaldo mayoritario, el 96,9 %.

La nueva presidenta del PSOE andaluz, Micaela Navarro, ha definido al dirección regional como una combinación perfecta de renovación y juventud.

El congreso extraordinario del PSOE andaluz, al que han asistido la práctica totalidad de los barones socialistas, ha sido para el secretario general del PSOE de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, el inicio de la «reconquista» por parte de su partido.

En lo que han coincidido muchos de los asistentes es en la capacidad del PSOE andaluz de «apostar por la unidad y la renovación», como ha subrayado la exministra socialista Carme Chacón, que ha confiado en que «todos» en el partido deben tomar nota.

Griñán, que ya se despidió ayer como secretario general de los socialistas andaluces, ha negado hoy a preguntas de los periodistas cualquier referencia al secretario general del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, cuando advirtió ayer del riesgo de que su generación se convirtiera en un «tapón» para la regeneración del partido, y ha aclarado que hablaba solo por él.

Mientras se celebraba el congreso, en torno a un centenar de personas convocadas por el grupo Stop Desahucios se concentraba en los alrededores del Palacio de Congresos para exigir a la nueva secretaria general del PSOE-A y presidenta de la Junta que el Gobierno regional garantice de manera universal los suministros básicos a rentas bajas.