Daniel Fernández, portavoz adjunto del PSOE en el Congreso de los Diputados. | Efe

1

El portavoz adjunto del PSOE en el Congreso y miembro del PSC, Daniel Fernández, ha abogado por aplazar el debate sobre si los socialistas catalanes deben tener grupo propio en la Cámara Baja hasta después de las elecciones generales de noviembre.

En una entrevista de Europa Press ha argumentado que una decisión como ésta solo la puede tomar el congreso interno que celebrará el PSC en diciembre, por lo que no lo incluiría en el programa electoral de las generales.
«Una postura sobre un tema como este únicamente la puede decidir el congreso con los delegados elegidos por las agrupaciones locales. Antes se puede debatir en las agrupaciones y en las federaciones, pero la decisión última es del congreso», ha sentenciado Fernández.

Decisiones

El diputado socialista se desmarca así de algunas voces del PSC, como la del viceprimer secretario, Miquel Iceta, que considera que los socialistas catalanes deben acudir a las urnas con alguna decisión concreta al respecto.

«Esta reflexión se tiene que empezar antes del propio congreso y en el programa electoral alguna referencia tendrá que haber. En el momento que uno presenta su oferta a la ciudadanía, tiene que decir qué quiere, cómo lo quiere y de qué forma quiere trabajar», afirmó recientemente Iceta.

Asimismo, Fernández ha destacado que el debate sobre el grupo propio no debe centrar el cónclave socialista de diciembre, ya que éste debe abordar cuestiones, a su juicio mucho más importantes, como la política fiscal, económica y social que plantea el PSC para el futuro.