Rajoy no presenta propuestas alternativas para salir de la crisis

Acusa a Zapatero de ser un 'símbolo de la resistencia para mantener el pasado'

| Madrid |

Valorar:
preload
Los diputados del Grupo Popular aplauden puestos en pie a Mariano Rajoy tras su intervención en la tribuna de oradores.

Los diputados del Grupo Popular aplauden puestos en pie a Mariano Rajoy tras su intervención en la tribuna de oradores.

Juanjo Martín

El líder del PP, Mariano Rajoy, se presentó ayer sin hacer propuestas y reprochó de nuevo al presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, que reclame el apoyo de los populares a sus medidas, puesto que actuar así supondría «sumarse a los errores» del Gobierno, y eso, en su opinión, «no es democrático». «La prima de riesgo está cada vez peor, cada vez hay menos crédito, cada vez más dudas... ¿Qué quiere?, ¿que le apoye pensando como pienso que es un error descomunal? No puede pedir usted a ninguna oposición que se sume a sus errores, no lo puede hacer, no es democrático».

Con estas palabras se ha expresado el líder del Partido Popular en el turno de dúplica al presidente del Gobierno, dentro del debate sobre el estado de la nación.

Recuerdo a los militares

Mariano Rajoy, al igual que el presidente Rodríguez Zapatero, comenzó su discurso con un homenaje a los dos militares fallecidos en un atentado en Afganistán y ha enviado un cariñoso saludo y recuerdo a los familiares.

Una intervención que Rajoy cerró deseando a Zapatero, en su último debate de estas características, «lo mejor para su futuro personal y familiar».

Como en el discurso anterior, Rajoy recalcó que no es cierto que su partido rechace por sistema las medidas del Gobierno, y en alusión directa a la ministra de Defensa, Carme Chacón, y al extitular de Exteriores Miguel Angel Moratinos, ha recordado el respaldo que su organización ha dado a las misiones de las tropas españoles.

Pero, insistió otra vez, la gestión económica no puede encontrar la adhesión del PP, en especial porque son el Gobierno y su presidente los que «generan una desconfianza mayúscula». Para Rajoy, son los militantes del PSOE los que han convertido a Zapatero en «el símbolo de la resistencia para mantener el pasado».

Rajoy también instó al Gobierno a «permanecer vigilante» y a no dejar pasar como «hechos consumados» la actitud de Bildu en los ayuntamientos porque, dijo, «les debe hacer saber que los demócratas no les vamos a pasar ni una chulería y ni una amenaza».

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.