Zapatero mantiene en vilo al PSOE

| Madrid |

Valorar:
preload
El presidente Rodríguez Zapatero conversa con el vicepresidente primero, Alfredo Pérez Rubalcaba, durante la sesión plenaria celebrada el 22 de diciembre de 2010.

El presidente Rodríguez Zapatero conversa con el vicepresidente primero, Alfredo Pérez Rubalcaba, durante la sesión plenaria celebrada el 22 de diciembre de 2010.

23-12-2010 | Efe

José Luis Rodríguez Zapatero mantiene el suspense, no sólo para el gran público sino también para los suyos. Hoy se reúne el Comité Federal del PSOE, la cúpula del partido está en vilo y sus principales dirigentes aseguran desconocer el sentido de la intervención que para desenmarañar el enredo sucesorio hará el presidente del Gobierno.

La dirección del PSOE quiere a toda costa evitar la división interna en el Comité Federal y conseguir que el partido se concentre en las elecciones autonómicas y municipales, sea cual sea la decisión del presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, sobre su futuro político.

Esta reunión ordinaria del máximo órgano del partido entre congresos es la más esperada de los últimos tiempos ante la posibilidad de que Zapatero clarifique el enigma sucesorio, después de que hace unos días se apuntara insistentemente esta fecha como el momento en el que el líder del PSOE podría anunciar que no opta a un tercer mandato, aunque agotaría la legislatura.

Seguidores

Una hipótesis que ha ido perdiendo seguidores a medida que se acercaba el día, sobre todo desde que el propio Zapatero pidió en la última reunión de la Ejecutiva Federal que se aplacara la polémica y se mostró disgustado ante el calibre que había alcanzado. En el caso de que hoy anunciara que no repite, el PSOE tendría que abrir un proceso de elecciones primarias para designar a un nuevo candidato, si hubiera más de uno.

Las quinielas sucesorias incluyen al vicepresidente primero del Gobierno, Alfredo Pérez Rubalcaba, y a la ministra de Defensa, Carme Chacón, aunque los dos guardan silencio a este respecto. La idea de que Zapatero no va a optar a un tercer mandato está prácticamente instalada en el PSOE, aunque no son pocos tampoco los que advierten de que el presidente del Gobierno es un experto dando «sorpresas» que nadie espera.

No se ponen de acuerdo quienes piensan que lo mejor sería que Zapatero despejase la incógnita antes del 22-M, para no convertir esos comicios en un plebiscito sobre su figura, y quienes creen que eso sería un error y que lo más conveniente es esperar al otoño.

Entre los que defienden la primera tesis se encuentran algunos «barones» socialistas, como los presidentes de Extremadura, Guillermo Fernández Vara, y Castilla-La Mancha, José María Barreda.

Comentar

* Campos obligatorios
AnteriorSiguiente
Página 1 de 1

chiquilito
Hace más de 8 años

hola por dignidad por español por orgullo por españa por los españoles y como persona tenia que dimitir

Valoración:0menosmas

Micolodeno
Hace más de 8 años

En el resto de periódicos digitales ya sale que no se presenta. En Ultima Hora aún estamos en vilo...

Valoración:0menosmas

Por fín!!!
Hace más de 8 años

Tranquilos, ha dicho que ya no se presenta.

Valoración:0menosmas

.
Hace más de 8 años

Se rien de todos nosotros.

Valoración:0menosmas

antonio
Hace más de 8 años

¿Pero de que se rien estos descerebrados?

Valoración:2menosmas

Barrufet
Hace más de 8 años

Y a toda España.

Valoración:2menosmas

provocatore sociale altero
Hace más de 8 años

Zapatero marrullero, con las arcas vacías recompensó la jodienda familiar fértil (2.500 euros polvo), devolvió 400 euros de IRPF (que no solucionan nada) empobreciendo y aumentando la deuda pública. Dijo que nuestra economía era de Champions League, que Sarkozy y Berlusconi nos envidiaban nuestro bienestar social (perdido) y que nuestros bancos eran solventes (ya ven lo de las cajas). La realidad es que los socialistas, que no son tontos, no saben como quietarse de encima al Maquiavelo de León (nacido en Valladolid, otra mentira). Ya lo bautizara Alfonso Guerra, recordando los personajes infantiles de Walt Disney, como Bambi y para rematar resulta que El Líder de la Alianza de las Civilizaciones nos ha metido en otra guerra. Padece bipolaridad y confusión de ideas. Su mujer Sonsoles ya le ha dicho que no le gusta vivir en La Moncloa y en el barrio señorial de León, ya tienen nueva mansión. Los Zapatero (Rodríguez) en Madrid nunca han sido queridos porque en la capital hilan muy fino y ya dijeron desde el principio que este sujeto no era treigo limpio. Un embaucador que ya no encanta serpientes y que ha perdido el crédito popular.

Valoración:5menosmas
AnteriorSiguiente
Página 1 de 1