Honda CR-V Hybrid, apuesta japonesa por la eficiencia energética

| Palma |

Valorar:
preload
La marca japonesa vuelve a la carga con la tecnología híbrida con un propulsor que destaca por la rapidez con la que carga la batería y por sus buenas prestaciones en carretera

La marca japonesa vuelve a la carga con la tecnología híbrida con un propulsor que destaca por la rapidez con la que carga la batería y por sus buenas prestaciones en carretera

23-02-2019

Esta nueva generación del Honda CR-V se puso a la venta en 2018, con una renovación prácticamente total, ya que recibió cambios importantes que afectaron a la estética exterior e interior y a la tecnología. Ahora parece que la marca japonesa vuelve a contraatacar con los vehículos híbridos, un proyecto que parecía que tenía un poco aparcado después de que hiciera sus pinitos en algunos modelos de la marca, pero que en un momento dado los dejó un poco de lado.

Recordamos que en su día comercializó con motorización híbrida el Civic Hybrid (2003-2009); el Insight (2009-2012); el CR-Z (2010-2012) y el Jazz (2011-2015). Lo que está claro es que este nuevo CR-V es el primer SUV híbrido de la marca japonesa.

Estéticamente, la parte delantera ofrece una imagen muy poderosa y atractiva, que le confiere un gran punto de todo terreno imponente. Incluye también una gran parrilla delantera y parachoques imponentes, todo muy bien armonizado en el conjunto. Los faros delanteros tienen iluminación led, que ofrecen al conductor muy buena visión nocturna. La parte posterior está muy decorada, con unos faros y sus respectivos reflectantes ocupando gran parte del portón posterior. Todo ello le da una personalidad más propia y única, además de gran modernidad.

Como ya hemos comentado antes, uno de los máximos atractivos de este modelo es la incorporación de esta variante híbrida tan interesante. El sistema híbrido con el que cuenta el nuevo CR-V Hybrid utiliza la tecnología Intelligent Multi-Mode Drive (i-MMD), que combina dos motores eléctricos (generador e impulsor), un motor de gasolina de ciclo Atkinson, una batería de iones de litio y una transmisión fija. El Toyota RAV4 híbrido, en cambio, lleva la batería de Ni H2.

La tecnología i-MMD recibe este nombre porque cambia de forma inteligente y automática entre los tres modos de propulsión (EV Drive, Hybrid Drive y Engine Drive) para proporcionar la máxima eficiencia posible en la conducción. Además de ofrecer dos modos de conducción, el Econ y el Sport.

El motor de gasolina es un i-VTEC de 2 litros, que desarrolla una potencia de 107 kW (145 CV) a 6.200 rpm, y un motor eléctrico de 135 kW (184 CV) con un par de 315 Nm. La unidad de potencia gasolina-eléctrica permite al CR-V Hybrid acelerar de cero a 100 km/h en 8,8 segundos en las versiones equipadas con tracción delantera. El cambio es automático.

Tanto el motor de gasolina de 2,0 litros como el motor generador y el motor impulsor se encuentran bajo el capó, mientras que la batería de iones de litio está situada bajo el maletero. El CR-V Hybrid alcanza una velocidad máxima de 180 km/h.

Esta nueva variante anuncia un consumo combinado de 5,3 l que nosotros hemos subido hasta los 6,2, una cifra que no está nada mal. Del buen comportamiento del vehículo tienen la responsabilidad los nuevos ajustes en las suspensiones, con unas vías delantera y trasera muy anchas, lo que hace que la dirección sea directa. Con ello se ha conseguido una muy buena estabilidad y un tacto preciso. También transmite un buen confort acústico, con poco ruido en el habitáculo. El interior del vehículo se distingue por una ausencia total de la información analógica, lo cual se echa un poco de menos porque toda la información del marcador se concentra en un espacio un poco reducido del cuadro de instrumentos y requiere acostumbrarse.

El equipamiento es muy bueno, sobre todo el que tiene que ver con la seguridad. Las calidades en los materiales utilizados son muy buenas. El espacio interior es enorme, con lo que los ocupantes de las partes delantera y trasera van sentados de forma muy cómoda, sin estrecheces, además de ofrecer un maletero de gran capacidad y fácil acceso.

Lo Mejor
El bajo consumo y un interior muy amplio son sin duda los grandes atributos de este interesante vehículo japonés.

Lo Peor
Un marcador algo confuso y la poca visibilidad trasera son dos de los pequeños inconvenientes de este Honda CR-V Hybrid.

Ficha Tecnica

- Motor: 2.0 i-MMD
- Cilindrada (cc): 2.0 i-MMD 1.993 cc + motor el.
- Combustible Gasolina
- Potencia máxima CV: 184 CV
- Aceleración 0-100 Km/h: 8,8 segundos
- Velocidad máxima (Km/h): 180 Km/h
- Consumo (l/100 Km): 5,3 l/100 Km
- Volumen maletero (l.):497 l.

VALORACIÓN
- Diseño: 9
- Comportamiento: 9
- Prestaciones: 9
- Consumo: 10
- Espacio interior: 10
- Equipamiento de serie: 9

DATOS
• Precio desde: 34.395 €
• Concesionario: Autovidal

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.