Las listas de espera para pasar la ITV llegaron a los tres meses a finales del 2019 . | P. Pellicer

19

Las listas de espera para pasar la ITV en las estaciones de Mallorca han vuelto a la normalidad. El cierre de las estaciones durante el confinamiento provocó que hace un año el tiempo medio de espera se situara en los tres meses.

Hace medio año, las citas previas para la inspección de vehículos se daban a unos 20 días vista y actualmente las citas para la ITV se dan de un día para otro en todas las estaciones de Mallorca, excepto en Inca, donde la espera es de unos 2 días.

Para el conseller insular de Mobilitat y responsable del servicio, Iván Sevillano, la reducción drástica del tiempo de espera para pasar la ITV «demuestra que hemos cumplido el principal reto en esta materia». «Lograr esto en una legislatura tan complicada, en la que tuvimos que cerrar durante tres meses las estaciones por la COVID, nos enorgullece», reconoce Sevillano.

Récord de Inspecciones

El Consell de Mallorca prevé que al terminar este año se hayan realizado más de 437.000 inspecciones. Se trata de unas cifras de récord porque hasta ahora nunca se habían superado las 350.000 anuales.

Para entender ese incremento hay que recordar que en 2020 hubo que cerrar durante prácticamente tres meses las estaciones como una medida más para prevenir contagios de coronavirus. Debido a esta situación se dejaron de realizar unas 63.000 inspecciones, que se han ido recuperando durante este año. Por eso ha aumentado el número de inspecciones. Para poder recuperarlas, el 9 de diciembre de 2020 la estación temporal de Magaluf se sumó a las habituales de Palma, Inca y Manacor. Una estación que el conseller insular de Mobilitat prevé mantener activa «hasta el mes de octubre de 2022, con el objetivo de que los tiempos de espera en la cita previa se mantengan reducidos hasta que la nueva estación definitiva de la ITV de Calvià en Son Bugadelles entre en servicio a finales de 2022», explica Iván Sevillano.

El apunte

Las tarifas para la inspección de la ITV siguen siendo las más baratas del Estado

Pasar la inspección de un turismo de gasolina cuesta 17’1 euros. Para un coche diésel hay que pagar 30’93 euros y para una moto 10’21 euros. Son precios que se sitúan entre 18 y 9 euros por debajo del coste medio de la Inspección Técnica de Vehículos en España. Eso significa que, dependiendo del tipo de vehículo, el ahorro respecto a la media española es de entre un 25 y un 50 por ciento. «A los datos de la reducción de las esperas en la cita previa tenemos que añadir que Mallorca es el territorio con los precios más baratos de todo el Estado, lo hemos conseguido después de rebajar en dos ocasiones las tasas», reconoce orgulloso el conseller insular Iván Sevillano.