‘esparver’ (gavilán) rescatado, todo mojado, en la Font de sa Rota, entre ses Figueroles y el Coll de sa Bataia.

4

Los safareigs, las basses y cualquier punto de agua en espacios naturales son, evidentemente, un reclamo para todos los animales, pues allí pueden beber y refrescarse, mucho más durante los meses de calor.

Sin embargo, no toda la fauna se desenvuelve del mismo modo ante la posibilidad de aprovechar determinados depósitos de agua.

Para las aves, estos lugares pueden convertirse en un serio peligro, pues si llegan al agua cansadas, heridas, enfermas (a veces, afectadas por envenenamiento) o no son especialmente hábiles, pueden caer de lleno en su interior, no poder salir pese a intentarlo repetidamente y acabar muriendo ahogadas.

Por ello, la Conselleria de Medi Ambient i Territori recomienda a quienes tienen en sus fincas un safareig, una bassa o cualquier punto de almacenamiento de agua que coloquen rampas o plataformas flotantes, que se pueden construir fácilmente con materiales reciclados. De esta manera, pueden salvar la vida a numerosas aves. Si un ave cae al interior de un safaerig y no puede salir, tendrá muchas más probabilidades de sobrevivir si encuentra una rampa hasta el exterior o un apoyo en forma de plataforma para poder encaramarse. Así podrá salir del agua, secarse y reemprender el vuelo.

Si encontramos un ave en esta situación y no podemos alcanzarla para rescatarla, la mejor opción es llamar a la Conselleria de Medi Ambient o al Consorci de Recuperació de Fauna (Cofib), que desplazarán a algunos de sus efectivos. Si el ave ya está muerta, se hará igualmente una necropsia en el Cofib porque la causa de la muerte puede ser previa al ahogamiento, por ejemplo por heridas o envenenamiento.

La Fundació Natura Parc incluso aconseja cómo construir una plataforma flotante. Son necesarios dos palets de madera, una placa de porexpán, una malla metálica y una rama o tronco pequeño. Se trata de introducir el porexpán en el interior de un palet para que flote. Con la madera del segundo palet, tapar todas las ranuras del primero. Colocar, semisumergida, la malla metálica en un lateral de la plataforma para que el ave pueda encaramarse. La rama o tronco, clavado en el centro, servirá para que el ave pueda posarse y secarse.