La restauración quedará libre del certificado digital.    | Redacción Local

27

El Govern acordará nuevas limitaciones en el aforo de los grandes eventos culturales y deportivos después del jarro de agua fría que ha supuesto el auto del Tribunal Superior de Justicia de les Illes Balears (TSJIB)que descarta exigir doble vacunación o PCRpara entrar en este tipo de actividades.

El Govern había pedido exigir estas medidas en eventos que reúnan a un máximo de 5.000 personas en exteriores y de 1.000 en interiores. La negativa del TSJIBa apoyar estas medidas ha obligado al Govern a aprobar una rebaja en los aforos permitidos.

El Consell de Govern se reúne esta mañana de forma extraordinaria para aprobar estas medidas limitativas, además de una serie de recomendaciones a los ciudadanos, entre ellas la de que se vacunen de forma mayoritaria para evitar los contagios.

Descartados otros ámbitos

La resolución judicial ha hecho que el Govern aparque su intención de pedir el certificado o PCRen otras actividades, como la entrada en los gimnasios y la participación en entrenamientos deportivos, que debía ponerse en marcha el mes que viene. En paralelo, queda descartada por completo la exigencia del pasaporte digital para acceder a la restauración.

La presidenta del Govern, Francina Armengol, pidió al Gobierno una norma estatal que ampare a las comunidades, tras conocer el auto de los magistrados. La presidenta reconoció que el Govern no comparte los términos de la decisión judicial y ha señalado que la vacunación «es la esperanza para superar la pandemia».

Armengol aseguró que se ha comprobado que la administración de vacuna ha funcionado en residencias de ancianos o en grandes eventos y celebraciones y adelantó que el Govern acatará el auto. «Nuestra idea es que sería bueno poder seguir aplicando estas medidas de protección que son de un mayor riesgo», dijo.