El líder del Partido Popular, Pablo Casado (i), junto a la nueva líder del PP balear, Marga Prohens. | CATI CLADERA

57

La presidenta del PP balear, Marga Prohens, ha querido aclarar este lunes la polémica surgida en torno a las palabras del líder 'popular' nacional, Pablo Casado, sobre el catalán, en el 16 Congreso Autonómico del partido, asegurando que el PP «no tiene un problema con la lengua».

Según ha afirmado Marga Prohens en rueda de prensa, «el PP no tiene un problema con la lengua, el problema lo tiene el Govern de Armengol, cuyos socios le están diciendo que es desleal por rebajar el requisito del catalán en el Conservatorio».

«El PP es un partido que defiende el Estatuto de Autonomía, que tiene muy claro lo que dice y que lo comparte en cuanto a su lengua propia y a sus dos lenguas cooficiales y que también tiene muy claro, otra cosa que dice el Estatuto, y es que las particularidades de cada una de las islas es una riqueza que no se puede dejar perder».