La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso (d), abraza a la nueva líder del PP balear, Marga Prohens (i). | Efe

44

La presidenta del comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, ha criticado este sábado en Palma la política de «cierres masivos» de Armengol, cuando, en una comunidad «con un clima muy bueno» se podían haber aplicado fórmulas mixtas «menos restrictivas» para que las familias y la clase media no perdiera sus negocios. «En el momento que pierden sus negocios, van directamente a las colas del hambre, no a las del paro» ha dicho la presidenta madrileña, que asiste en Palma al congreso del PP.

«Ni apertura total ni cierre total», ha añadido. «Yo nunca hubiera arremetido de esta manera contra la iniciativa privada porque hay que ser más respetuoso con la hostelería y con el comercio», ha asegurado. «Nosotros hemos triplicado la atención sanitaria, hemos construido dos hospitales y hemos ido contra el virus sin perjudicar el empleo, que también es salud», ha añadido.

Ayuso ha destacado que Prohens «es una gran política con un gran futuro, cuyo proyecto es necesario para Baleares» con políticas dirigidas a la clase media y «a las personas que han quedado atrás con la pandemia».

«Hacen falta políticas liberales que piensen en los ciudadanos, en la prosperidad, en el empleo, en la apertura, que son las medidas contrarias a la que actualmente tiene el Govern balear», ha lamentado. Ha añadido que el Govern de Amengol «lo único que hace es que, cada vez que tiene un problema, busca enemigos en otras comunidades». Ha criticado las «políticas represivas» y contra la propiedad privada «y contra el empleo y la prosperidad». «Hace falta un cambio con una persona como Marga Prohens», ha enfatizado.

Ayuso ha asegurado que ha detectado en Baleares que el apoyo a su políticas «es unánime». «La gente por la calle me ha dicho que está muy contenta con lo que estamos haciendo en Madrid desde el punto de vista económico», ha señalado.

La presidenta madrileña ha pedido al Gobierno que envíe más vacunas a su comunidad. «Queremos que lleguen más, no en detrimento de nadie, sino a favor de los ciudadanos», ha dicho, «sin agravios» con otras comunidades autónomas. «Necesitamos más vacunas teniendo en cuenta que van por tramos de edades en una comunidad muy compleja para vacunar», ha dicho.