Imagen de la suelta de uno de sus ejemplares. | CAIB

2

La Conselleria de Medio Ambiente y Territorio del Govern balear ha conmemorado este jueves la declaración del vencejo como ave del año con la liberación de 15 ejemplares, en un acto en el que ha participado el conseller, Miquel Mir.

En el acto también han estado presentes miembros de 'Palma, Ciutat de les Falzies', según ha informado la Conselleria en una nota de prensa.

La quincena de ejemplares liberados habían sido atendidos por los técnicos del Consorcio de Recuperación de Fauna de Baleares (COFIB) por diversas causas. Desde el mes de mayo han sido atendidos 702 ejemplares de vencejo, 569 de ellos crías.

Entre los meses de junio y julio es habitual que las crías caigan del nido para huir del calor, cuando aún no saben volar. El resto han entrado por causas como traumatismos, ataques de depredadores (gatos) y los demás por causas desconocidas.

En el COFIB han sido criados hasta alcanzar el tamaño y el peso adecuado y los técnicos han considerado que están preparados para volar y sobrevivir en la naturaleza.
El año pasado el COFIB atendió 696 aves de esta especie, de las cuales 511 eran crías. Durante los últimos 10 años han sido 4.940 en total.

El proyecto 'Palma, Ciutat de les Falzies' se ha iniciado este año por iniciativa ciudadana con el objetivo de preservar la población actual de esta especie en la ciudad y aumentarla para preservar la biodiversidad urbana para el futuro.
Iniciaron el proyecto Hugh Birley y Yaima Espinosa y ahora participan el COFIB, el Ayuntamiento de Palma, SEO Birdlife, el GOB y la Sociedad de Historia Natural de Baleares.

Mir ha recordado que, este año, el vencejo ha sido declarada ave del año por SEO Birdlife y ha puesto en valor tanto «la tarea ingente del COFIB en la conservación y recuperación de especies protegidas» como «la participación activa de la ciudadanía».

El acto se ha realizado en el Colegio San Agustín de Palma, que junto con la Iglesia de Nuestra Señora del Socorro se ha implicado activamente en la campaña facilitando la construcción de varios nidos para las vencejos.

Las vencejos ('Apus apus') son aves migratorias que llegan a finales de marzo a las Islas para reproducirse. Son pájaros insectívoros y por ello son una pieza clave para controlar las poblaciones de mosquito en núcleos urbanos, donde hacen los nidos, y de otros insectos vectores.

Es una especie que realiza toda la actividad biológica volante y sólo se detiene para criar, a partir del segundo año de vida. En agosto comienzan a emprender su viaje al continente africano. Está catalogada en régimen de protección especial en el catálogo balear de especies amenazadas.