Marc Pérez Ribas, en una imagen de archivo. | Jaume Morey

9

Crisis abierta en Ciudadanos. La portavoz de la formación en Baleares, Patricia Guasp, ha convocado una reunión de urgencia del comité atonómico esta tarde para solicitar la apertura de un expediente informativo a tres diputados de la formación que este jueves han presentado un escrito en el Parlament en el que piden el relevo de Guasp como portavoz parlamentaria.

Fuentes de Cs hablan de un «golpe de estado» contra Guasp al hilo de los resultados de la formación en Madrid pero que en realidad esconde intereses personales de los tres diputados que promueven la iniciativa: Marc Pérez Ribas, Jesús Mendez y Maxo Benalal. El cuarto diputado de Cs en el Parlament, Juan Manuel Gómez, apoya a Guasp, que además cuenta con el respaldo de Inés Arrimadas y de la dirección del partido en Madrid. La dirección nacional ha sido informada del movimiento de estos tres diputados.

Cs ha enviado un comunicado en el que reprueba la «acción unilateral» de los diputados y señala que la dirección no respalda el escrito. Añade que, si la Mesa del Parlament respalda la petición, se presentará un recurso para dar marcha atrás.

Además, sostienen que «la dirección no respalda el escrito que algunos diputados han presentado a la Mesa del Parlament, y si este órgano finalmente adoptase la decisión, C's recurrirá dicha resolución siguiendo los cauces reglamentarios y legales previstos».

La dirección nacional liderada por Inés Arrimadas también ha anunciado que «abrirá expediente informativo a los parlamentarios involucrados para esclarecer lo ocurrido conforme a la normativa interna del partido y conocer con detalle las circunstancias de los hechos para tomar cualquier decisión respecto a las personas implicadas».

Pérez-Ribas ha justificado el cambio de portavoz porque consideraban que había falta de liderazgo en el grupo parlamentario.