Una águila de Bonelli junto a sus polluelos.

6

Una águila de Bonelli nacida en Llucmajor llegó esta semana a las instalaciones del centro de recuperación del Grupo de Rehabilitación de la Fauna Autóctona y su Hábitat (GREFA), a Majadahonda, donde será liberada.

Este ejemplar ingresó a las instalaciones del Consorci de Recuperació de Fauna Silvestre de les Illes Balears (COFIB) el pasado 12 de mayo con una fractura a la pierna. Los técnicos de la Fundación Natura Parc, encargados del proyecto Aquila a-Life, personal del IBANAT y el GOB encontraron este ejemplar herido durante las tareas de seguimiento y marcaje de la especie. Una vez trasladado al COFIB, fue intervenido con cirugía, y ha pasado más de dos meses en rehabilitación y seguimiento continuo de la evolución de la lesión.

Hasta el momento se ha desarrollado favorablemente y con ciertas limitaciones funcionales de la pierna. Por eso, y dentro de las medidas de liberación de ejemplares contemplados al proyecto Aquila a-Life, el ejemplar ha sido trasladado a las instalaciones del centro de recuperación del GREFA, en Madrid. Aquí continuará con el proceso de rehabilitación y adaptación a la vida silvestre con el objetivo de liberarlo.

El proyecto Aquila a-Life contribuye a aumentar la población de águila de Bonelli en el Mediterráneo occidental. Por eso se liberan ejemplares en las zonas donde anteriores sueltas han dado resultados positivos y dónde es más necesario reforzar la población, como son Navarra, Álava y Madrid.