La evolución turística, tras bajar los contagios del coronavirus, ha propiciado un cambio de estrategia en los hoteleros de Mallorca. En Cala Mayor, el Nixe Palace, abrirá sus puertas el 1 de junio. | Redacción Local

5

La seguridad sanitaria que impera en estos momentos en Mallorca con la pandemia del coronavirus, con menos de 240 contagios, es muy superior a la que registran los principales destinos turísticos competidores en la cuenca mediterránea. Esta situación ha provocado que los touroperadores estén priorizando en estos momentos la contratación de cupos de camas hoteleras para el verano 2021 en la Isla, frente a Turquía, Egipto, Túnez y Grecia.

«Los grupos turísticos, pese a la actual coyuntura de cierre de fronteras y cuarentenas existentes entre países, no han dejado de lado la temporada 2021. Las negociaciones con los comerciales de las cadenas no han estado paralizadas y se han firmado contratos para asegurarse el próximo año el mayor número de cupos de camas en Mallorca. Ser un destino seguro desde el punto de vista sanitario y contar con infraestructuras adecuadas, es lo que ha decantado que los principales grupos turísticos hayan apostado por ultimar sus gestiones con hoteleros de Mallorca», señalan representantes de pequeñas y medianas cadenas hoteleras.

La situación actual, con caídas en picado de la actividad turística, ha propiciado que las negociaciones en materia de precios no hayan supuesto ningún problema: «Los incrementos de precios respecto a la contratación de este año son nulos y con renegociaciones de los mismos en función de cómo evolucionen los acontecimientos de aquí a finales de marzo del próximo año. Todos tenemos asumido que los clientes europeos viajarán el próximo año con los precios que se habían pactado para la temporada 2020».

Las mismas fuentes añaden que las «presiones» de años precedentes han desaparecido «porque los destinos competidores, caso de Turquía, Egipto, Túnez o Grecia, están en una situación muy diferente a la de Mallorca y resto de islas».

Desde las asociaciones hoteleras puntualizan que las previsiones son buenas, pero entienden que hay que recuperar la confianza de los mercados emisores para viajar: «Hay que esperar a ver qué sucede en julio, agosto y septiembre de este año y cómo reaccionan los clientes con los protocolos impuestos para evitar la expansión del coronavirus. Esto será determinante».

Los touroperadores Jet2, TUI, Alltours, FTI, Schauinsland-Reisen, Der Touristik están preparando ya la programación del próximo año y tienen que cerrar sus catálogos antes de la primera semana de julio, para así comercializarlos. «Los descuentos van a ser la tónica general porque hay que volver a captar el interés de los consumidores y animar las ventas anticipadas. Aquí, colaboramos aerolíneas, hoteleros y touroperadores».

Corredores aéreos seguros

La ministra de Industria, Turismo y Comercio, Reyes Maroto, por su parte, anunció ayer que este viernes tendrá lugar una conferencia sectorial del turismo con todas las comunidades autónomas, entre ellas Baleares, para trabajar de forma coordinada en el actual proceso de desescalada.

La reapertura de fronteras y establecer corredores aéreos sanitarios seguros entre regiones europeas es uno de los objetivos del Gobierno «porque queremos garantizar que los turistas no corren ningún riesgo y que tampoco traigan riesgo nuestro país», puntualizó la ministra.

Meliá registra un aumento de la contratación ‘on line’ hacia las Islas

La cadena Meliá Hotels, tras el anuncio del Gobierno de permitir la llegada del turismo extranjero a partir del 1 de julio, ha registrado en los últimos tres días un incremento espectacular de la contratación de reservas ‘on line’ para sus hoteles de Baleares.

«El mercado español supone más de un 80 % de lo vendido durante el pasado fin de semana y registramos un incremento de ventas de casi del 157 % respecto a hace una semana. La demanda se centra para julio y agosto y Menorca supera en estos momentos a Mallorca», indican desde Meliá.