Imagen de la palmera que este domingo cayó sobre una mujer en Palma, causándole la muerte. | Pere Bota

8

El equipo de la contrata de inspecciones del Ajuntament de Palma revisó este domingo por la tarde «prácticamente la mitad de todos los árboles» de la ciudad, después de que una mujer de 41 años falleciera al mediodía en Dalt Murada por la caída de una palmera.

La concejal de Infraestructuras y Accesibilidad, Angélica Pastor, ha explicado este lunes tras una reunión con los técnicos que tras el accidente se realizó una revisión de todo el arbolado de la zona, de los alrededores, de la zona de Ponent, así como de parques. Pastor ha confirma que no hay muchos árboles con incidencias y que aquellos que las tienen están «controladísimos».

Los técnicos han explicado a la concejala que la última revisión de la zona donde se produjo la caída de la palmera se hizo el 26 de septiembre. «Ello implica podas y pruebas para determinar que no tenían ningún peligro. En principio la palmera afectada no tiene picudo ni ninguna otra afectación, pero se ha llevado a un laboratorio para confirmar que no tengan algo que no se pueda apreciar a simple vista».

Pastor ha concluido que la zona estaba «súper revisada y los inspectores habían hecho súper bien su trabajo».

Noticias relacionadas

5 árboles caídos

La concejala ha confirmado que además de la palmera de Dalt Murada, debido al fuerte viento también cayó otra sin incidencias en la plaza Llorenç Villalonga. En el recuento total, ha detallado que cayeron un total de 5 árboles, tres en zonas verdes y otros 2, alineados.

Pastor, que ha recordado que Palma tiene más de 28.000 árboles, ha valorado que probablemente el viento fue el causante de la caída de la palmera, «ya que estábamos en alerta naranja».