Truvada es el nombre comercial de la combinación de los dos antirretrovirales tenofovir disoproxilo fumarato y emtricitabina, un fármaco que ya se usa en el tratamiento para las personas infectadas por el VIH. | MAURIZIO GAMBARINI

Es para hombres que tienen sexo con otros hombres y transexuales mayores de edad que hayan tenido más de diez parejas sexuales en el último año; hayan practicado sexo anal sin protección; también aquellos que han tomado la conocida como pastilla del día después del virus del sida, o hayan padecido al menos una infección de transmisión sexual de origen bacteriano, así como prostitutas que no hagan un uso habitual de preservativos.

Son las personas que podrán recibir, de forma financiada, el tratamiento PrEP (el acrónimo en inglés de profilaxis preexposición) que se conoce popularmente como la pastilla que previene el virus del sida.

Salut calcula que en Baleares hay unas cincuenta personas con este perfil y estima que el tratamiento de un coste de 28 euros mensuales por paciente supondrá, anualmente, más de quince mil euros. A partir del 1 de noviembre, la semana que viene, los centros sanitarios especializados o facultativos hospitalarios de Baleares podrán prescribir y dispensar el tratamiento que estará cien por cien financiado por la Comunidad Autónoma.

Sin embargo, a su vez, se promoverán prácticas sexuales seguras. «Se trata de poner en marcha la estrategia y trabajar con los centros asistenciales para incorporar el tratamiento que siempre se dispensará en los centros sanitarios, no en farmacias», aclara el director general de Prestacions y Farmàcia de la Conselleria, Nacho García. «El medicamento es de uso hospitalario, por lo tanto la prescripción la debe hacer un profesional hospitalario, no un médico de familia», añade.

Noticias relacionadas

García Pineda admite que «cuando se toma una medida de este tipo durante el primer año no se detecta al 100 % de los posibles beneficiarios». A nivel estatal la estimación es de que 1.830 personas puedan recibir este tratamiento con un coste de 614.814 euros.

El PrEP es una combinación de tenofovir y emtricitabina, dos antirretrovirales. Su comercialización como preventivo en España está aprobada desde 2016, aunque a cargo del demandante. «La financiación hasta ahora era sólo para tratar a pacientes con la infección pero no se pagaba para la prevención», explican desde Farmacia a las puertas de una medida demandada desde hace tiempo.

Nuevos casos de sida

Entre los años 2003 y 2018 se han acumulado 2.484 casos por infección de VIH en Balears, de los que 2.083 corresponden a Mallorca. Cada año se contagian en la Comunidad entre 150 y 160 personas con una incidencia de 14,5 casos por cada 100.000 habitantes, siempre por encima de la media nacional. Aproximadamente un 80 % de éstos están asociados a la trasmisión sexual.